Un Lula da Silva debilitado por las confesiones de uno de sus principales escuderos volverá a comparecer hoy en Curitiba (sur de Brasil) ante el juez Sergio Moro, por sospechas de que recibió sobornos de la constructora Odebrecht.
Copiar enlace
Lula da Silva fue condenado ayer a nueve años y seis meses de cárcel, acusado de actos de corrupción y lavado de dinero. Sus abogados anunciaron que apelarán en tribunales brasileños y ante las Naciones Unidas.
Copiar enlace

Páginas