Faltan cinco ‘aprobaciones’ antes de firmar acuerdo Ecuador-Unión Europea

El acuerdo comercial con la Unión Europea (UE), cuyas negociaciones se reiniciaron en el 2010, estaría por concretarse a finales de este año. En esta última fase, según han explicado representantes del Gobierno y de la UE, aún se necesitan aprobaciones de las dos partes.

Peter Schwaiger, representante de la Unión Europea (UE) en Ecuador, explica que el acuerdo tiene que ser ratificado “en el Consejo de los Ministros”, donde están representados los estados miembros. Dice que ese procedimiento podría durar unos cuatro meses.

El siguiente paso es que el trámite vaya al Parlamento Europeo, donde se podría concretar a finales del año. Puntualiza que Ecuador también debe hacer sus propias aprobaciones internas en la Corte Constitucional y la Asamblea Nacional.

El ministro de Industrias y Productividad (Mipro), Eduardo Egas, precisa que en la Comisión Europea se discute la parte técnica, mientras que en el Parlamento Europeo se discute lo político.

Explica que allí están divididos en bancadas como la ambientalista y laborista, y cada una tiene sus intereses.

El ministro dice que es allí donde empiezan a surgir condiciones para la firma. Como ejemplo indica que podrían decir “para que ese acuerdo lo podamos aprobar en el Parlamento tienes que demostrarme que no violas normas ambientales internacionales”.

“Es un proceso como de defensa de tesis que para nosotros no es un mayor problema”, plantea Egas, quien remarca que en esa etapa se realiza “mucho lobby”; incluso “habrá que traer parlamentarios al país para que vengan a ver que cumple con las normativas internacionales y que es un digno socio de la Unión Europea”.

Daniel Legarda, vicepresidente de la Federación de Exportadores (Fedexpor), apunta que es muy positivo que Perú y Colombia ya hayan manifestado su apoyo. Sin embargo, aclara que faltaría finalmente que el Comité Administrador del Acuerdo, integrado por esos dos países, ratifique este interés en apoyar que Ecuador se una al acuerdo con la UE.

Legarda agrega que el acuerdo significa mantener los beneficios arancelarios conseguidos con el SPG Plus (Sistema de Preferencias Arancelarias) y nuevas oportunidades para la agroindustria, el sector forestal, plástico, entre otros.

El presidente de la Cámara Nacional de Acuacultura, José Antonio Camposano, remarca que el acuerdo da estabilidad para negociar con los importadores europeos.

Para otros sectores, el acuerdo comercial no debería darse y utilizarán este tiempo para presentar informes sobre sus efectos negativos. Paulina Muñoz, vocera de la agrupación Ecuador Decide, explica que con el acuerdo comercial Ecuador también recibiría productos sin aranceles que podrían afectar al sector agricultor, ganadero y la industria farmacéutica.

Menciona que se encuentran preparando informes sobre el impacto del acuerdo en la agricultura, el trabajo y las mujeres. Estos documentos serían presentados en la Corte Constitucional y la Asamblea. (I)

3,6% es el arancel que actualmente tiene los camarones y langostinos para entrar a la UE, con el acuerdo este pasará a 0%.

$ 400 millones equivalen los aranceles que exonera el SGP Plus y que también evitará el acuerdo comercial con la UE.

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: