La muerte del héroe Abdón Calderón

Rememoramos hoy al joven militar cuencano Abdón Senén Calderón Garaycoa, por los 189 años de su muerte que, como está comprobado, no ocurrió durante la Batalla del Pichincha del 24 de mayo de 1822, ni al día siguiente de la jornada militar, sino días después y en otras condiciones.

La evocación permite insistir en que el soldado compatriota murió el 7 de junio de 1822, a los 14 días de que sucedió la batalla. Sin embargo, nada disminuye la estatura de héroe con que debe reconocerse al personaje, quien tiene lugar de honor en las páginas de la historia nacional.

Los documentos que respaldan la veracidad de los hechos y aún piden rectificaciones en nuestros libros de historia y textos de enseñanza se encontraron por el trabajo investigador de Víctor Hugo Arellano Paredes y Mariano Sánchez Bravo, de la Academia Ecuatoriana de Historia Marítima, con sede en Guayaquil.

El Héroe Niño, como se conoce al teniente Abdón Calderón, nacido el 31 de julio de 1804, falleció en casa del Dr. José Félix Valdivieso y su funeral se desarrolló con toda pompa al día siguiente, en la iglesia del Convento Máximo de San Nicolás de Quito.

El parte de guerra del general Antonio José de Sucre al Libertador Bolívar, el 28 de mayo de 1822, resalta la actuación de Calderón y habla de la probable muerte del patriota, quien pese a su juventud fue un veterano de guerra por haber peleado en importantes acciones.