Mujer sometió a ladrón en Guayaquil con llave de arte marcial

Viernes, 17 de Febrero, 2017 - 00h00
17 Feb 2017

Cinthia M., de 30 años, relataba nerviosa lo que le había ocurrido la mañana de ayer, cuando fue arrastrada por unos 50 metros en un intento de robo de su teléfono celular, como si se tratase de una escena de una película de acción. En el cuello tenía una marca profunda de la agresión de la que fue objeto.

Ella se despidió ayer de su esposo antes de salir de su casa, ubicada en el sur, con rumbo al norte para ir a su trabajo. Eran las 10:30, caminaba por una de las calles de la cooperativa Siete Lagos; en su cuello llevaba colgado un bolso de tela con su teléfono celular.

De pronto sintió que el cuerpo se le iba para adelante, producto de un fuerte tirón que le dieron de imprevisto.

En ese momento la mujer fue arrastrada por una cuadra, un sujeto en motocicleta intentaba arrebatarle el bolso en el que llevaba el dispositivo. Ella gritaba para pedir auxilio, pero el sujeto “aceleraba aún más”, según su narración.

Un conductor que circulaba por el sector, se percató del hecho y le cerró el paso al motociclista. Esto provocó que tanto el asaltante como la víctima cayeran a la calzada. En ese instante, la mujer recurrió a técnicas de defensa personal para someter con una llave al motociclista. Este, asustado, quedó inmóvil hasta que agentes de la Policía llegaron al sitio y lo llevaron a la Unidad de Flagrancia, en el Albán Borja, norte.

“Yo trataba de hacerlo caer, pero aceleró más. Pensé que me podía matar. Cuando le hice la llave empezó a llorar como un niño y me pedía perdón. Él andaba acompañado, de lejos, de tres personas que le decían: ‘Te dejaste coger por una mujer’”.

Ya en la Fiscalía, el sospechoso permanecía esposado. Por un momento lloró y dijo que tenía hijos.

Cinthia contó a este Diario que desde hace seis meses practica muay thai, kick boxing y boxeo.

“Mientras yo estaba en el suelo nadie me ayudaba. Después de unos minutos llegaron los policías”, dijo la mujer.

Ayer por la mañana también llegó a la Unidad de Flagrancia de la Fiscalía un vendedor de productos de primera necesidad que fue asaltado en la etapa 2 de Socio Vivienda, en el noroeste de Guayaquil.

Él denunció que un joven de 16 años, que fue aprehendido por policías, le había robado su celular con un cuchillo. (I)

Mujer sometió a ladrón en Guayaquil con llave de arte marcial
Gran Guayaquil
2017-02-20T03:20:49-05:00
Otras personas fueron a denunciar casos de robos en Flagrancia.
El Universo
Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Entérate a primera hora de las noticias de Ecuador y del mundo