Temas

JJ.OO. Río 2016

Organización Mundial de la Salud

Enfermedades tropicales


Embarazadas no deben viajar a Brasil para Juegos Olímpicos 2016 por virus zika

Mujeres embarazadas no deben viajar a Brasil para los Juegos Olímpicos en agosto para evitar riesgos con el zika, recomendó este lunes el jefe de gabinete del gobierno, Jaques Wagner, en medio del brote de microcefalia que científicos sospechan está relacionado con el virus.

"El riesgo, voy a decir grave, (de viajar a Brasil) es para las mujeres embarazadas. Ahí no es recomendable evidentemente porque usted no se va a arriesgar", dijo Wagner al ser consultado sobre si existía el riesgo sobre cancelar el evento deportivo por el zika. "No existe" esa posibilidad, dijo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró este lunes una emergencia sanitaria mundial por el zika, lo que según el ministro fue recibido como "positivo" por la presidenta Dilma Rousseff.

"Es otro órgano de responsabilidad que alerta a todo el mundo, incluso al mundo científico, del peligro del nuevo virus", indicó.

Aunque los síntomas de este virus transmitido por la picadura de un mosquito suelen ser de escasa gravedad, han surgido indicios que lo vinculan al número excepcionalmente elevado de casos de niños nacidos con microcefalia, particularmente en Brasil.

Wagner indicó que es necesaria una campaña de gobiernos, organismos multilaterales, como la OMS, y hasta del Comité Olímpico Internacional "porque no tienen interés en que la gente no venga" a los Juegos para aclarar "que el daño a alguien picado por un mosquito con el virus puede ser más dramático cuando se trata de una mujer embarazada".

"Si es un adulto, un hombre o una mujer no embarazada, el anticuerpo se desarrolla en unos cinco días y pasa", añadió el ministro, que estimó que el grueso de las mujeres que vendrán a los Juegos no estarán embarazadas.

Brasil investiga desde octubre más de 3.400 casos sospechosos de microcefalia en bebés, contra un promedio de 160 casos verificados por año anteriormente

Algunos científicos, no obstante, han asomado una posible relación del zika con el síndrome de Guillain-Barré, una afección en la que el sistema inmunitario ataca el sistema nervioso, llegando a producir parálisis en algunos casos.

Los Juegos Olímpicos se celebrarán en Rio de Janeiro del 5 al 21 de agosto, durante el invierno austral, cuando generalmente hay una menor incidencia de enfermedades como el dengue, que es transmitido por el Aedes aegypti, el mismo mosquito que inocula el zika.

"Yo entiendo que nadie tendrá ningún temor a no ser que esté embarazada", insistió Wagner.

Rousseff, que sostuvo una reunión sobre el tema en Brasilia, hará un pronunciamiento en televisión este miércoles para pedir a la población que combata el zancudo, la única vacuna posible por ahora, según el ministro.

"Hay un acuerdo entre Brasil y Estados Unidos, pero la vacuna está comenzando a ser desarrollada ahora, el tiempo estimado es de (mínimo) tres años", dijo el jefe del gabinete.

El gobierno dispuso de 200.000 efectivos militares para trabajar en una campaña de prevención "casa por casa" en la que repartirán panfletos y orientaciones a personas para evitar focos de reproducción del insecto.

"Necesitamos ganar y vamos a ganar esta guerra contra el enemigo número uno de este país, que es el mosquito Aedes aegypti", dijo por su parte el ministro de Salud Marcelo Castro, que días atrás dijo que Brasil estaba perdiendo "feo" el combate al zancudo.

"El gobierno federal entiende que éste es el mayor problema que Brasil está enfrentando y no faltarán recursos públicos", añadió.  (I)

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: