Martes 12 de marzo del 2013 Política

Periodista de Carchi es sentenciado a 30 días de cárcel y a pagar $ 30 mil

Tulcán

La notificación de la sentencia condenatoria al periodista Yaco Martínez causó el rechazo del periódico en el que labora.

La notificación de la sentencia condenatoria al periodista Yaco Martínez causó el rechazo del periódico en el que labora.

El periodista Yaco Martínez, presidente ejecutivo del diario La Nación, fue sentenciado a 30 días de cárcel y a pagar $ 30.000 por daños y perjuicios a la exgobernadora de Carchi María Helena Villarreal, quien lo demandó por injurias calumniosas no graves.

La resolución fue anunciada por el juez Segundo de lo Penal de Carchi, Bayardo García, el pasado viernes, luego de cuatro días de que se realizó la audiencia final del juicio iniciado el 25 de septiembre del 2012, dos días antes de que Villarreal fuera sacada de su puesto.

Para entonces, los ciudadanos de Tulcán protagonizaron manifestaciones para exigir una mejor distribución del gas licuado de petróleo con la denominada tarjeta inteligente, que en junio cumplirá un año de su puesta en funcionamiento.

Martínez fue enjuiciado por una publicación del 2 de septiembre, en La Nación, con el titular ‘Exjefe político Julio Torres asume la gobernación’.

A decir de los demandantes, ese titular constituye una injuria, al igual que el subtítulo: “Persona declarada como no grata quedará encargada de la gobernación”. También fueron calificados de injuria los párrafos: “Con mucha sorpresa e indignación, militantes del movimiento Alianza PAIS (AP) recibieron la noticia de que Julio Torres, quien fungió por unos días como jefe político del cantón Tulcán, quede encargado como gobernador de la provincia, en ausencia de su titular, María Villarreal, quien saldrá de vacaciones por el lapso de 15 días” y “Así lo dejaron entrever militantes del movimiento oficialista, que por temor prefirieron no ser identificados, porque de inmediato les llegaría la destitución de los cargos que ostentan si son identificados”.

La publicación de La Nación fue la causa para que en los siguientes cinco días, a través de diferentes publicaciones escritas, radiales y televisivas, en los medios locales y regionales, se descubriera que Torres seguía siendo el jefe político, pese a su renuncia pública al cargo hecha a fines de junio, después de que se protagonizaran las protestas en la ciudad de Tulcán.

El 5 de septiembre del 2012, Torres convocó a una rueda de prensa en la que ratificó, sin mostrar documento alguno, que presentó la renuncia al cargo en junio, pero explicó que la entonces gobernadora no la había aceptado y que por lo tanto seguía siendo el jefe político.

Según Martínez, la publicación del 2 de septiembre se la realizó basada en fuentes informativas y tomando también como referencia una publicación de diario El Norte, donde el 1 de septiembre en una nota informativa se hablaba del exjefe político como gobernador encargado, es decir, un día antes de la publicación en su diario.

En la audiencia realizada el lunes de la semana pasada, el abogado del comunicador, Lenin Pazos, dijo haber demostrado que ninguno de los textos constituían injuria alguna. Pidió se deseche la demanda por cuanto la parte acusadora durante el periodo de prueba no presentó ningún documento, como tampoco lo hizo durante la audiencia, donde el abogado de la exgobernadora, Jaime Hurtado, más bien exaltó el triunfo del presidente Rafael Correa en las elecciones del 17 de febrero.

Hurtado resaltó que Correa ganó con el 50% de los votos en Carchi, en referencia a su pedido de que no se siga calumniando a personas honorables.

Según Pazos, la demanda contenía contradicciones ya que a su defendido se lo acusa de haber cometido injuria grave no calumniosa e injuria calumniosa grave.

Enlace corto: