Con nuevo mecanismo se evitan las citas en el IESS

Con el objetivo de descongestionar los servicios de salud del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) y de hacer más eficientes las horas disponibles de los doctores que atienden en sus hospitales y dispensarios, la institución implementó desde fines del año pasado un mecanismo para canjear los certificados de reposo emitidos por los médicos particulares.

Esto significa que si un afiliado presenta alguna enfermedad o tiene algún accidente, ya no es necesario que pida una cita con un doctor del IESS para que verifique su estado y, a su vez, le valide el permiso que por más de tres días le haya concedido un especialista particular. Ahora solo debe acudir con ese certificado a la unidad del IESS más cercana a su vivienda para que un galeno de la entidad lo canjee por uno del IESS y así la institución le pueda pagar el 75% del sueldo correspondiente a los días del descanso.

El director del Hospital del Día Efrén Jurado López, Andrés Bucaram, explica que así, en lugar de que los médicos revisen durante tres horas a unos 16 pacientes que ya fueron atendidos por galenos particulares, en ese mismo tiempo canjean, en promedio, unos 50 certificados. De esta forma se evita que los afiliados esperen días, incluso semanas, para ir a la cita programada por el call center.

Sin embargo, en el caso de que se detecten irregularidades, como que un afiliado pida constantemente el canje de certificados o que el permiso dado por el médico particular sea muy extenso en comparación a la enfermedad o la cirugía, el doctor del IESS puede disponer que el afiliado se acerque al hospital o se lo visita en su casa.

Pero para que los documentos sean canjeados sin ningún inconveniente deben cumplir con las especificaciones estipuladas en el instructivo para la emisión de certificados médicos en las unidades médicas del IESS, dispensarios anexos y revalidación de certificados otorgados por médicos particulares, vigente desde enero del 2001.

Es decir que deben ser presentados en una hoja membretada de la clínica, hospital o consultorio privado. Aunque el personal de la oficina de calificación de derecho del dispensario Nº 6 del IESS, ubicado en la Bahía, señala que de preferencia debe estar impreso en computadora para la fácil lectura, pues la letra de algunos doctores resulta ilegible. El tiempo de descanso debe estar escrito en días, mas no en horas, entre otros requisitos (ver infografía).


Estos requerimientos también están pegados junto a la Secretaría de Cartera de Servicios, en el primer piso del dispensario ubicado en la cdla. Martha de Roldós, en el norte.

Los letreros aquí especifican que para el canje del certificado particular que otorga más de tres días y que puede incluir hospitalización, se debe entregar el certificado médico original con sello, la historia clínica, la receta, la copia de cédula y certificado de votación, y los exámenes de laboratorio o de imagen. Mientras que para el canje por cirugía se deben presentar además los récords operatorio y anestésico e historia clínica.

La coordinadora de servicios al asegurado del Hospital del Día, Gisella Salazar, explica que el trámite para hacer el canje es entregar el certificado en Trabajo Social, que se lo transfiere al médico responsable de cambiarlo por el del IESS (foto inferior).

Este, a su vez, lo entrega a Subsidios, para que lo ingrese en el sistema y registrar el pago que se le debe hacer al afiliado por los días de reposo. Luego le da al paciente una copia del nuevo certificado para que lo presente en su trabajo.

Para pagar este rubro antes se solía dar un cheque a nombre del beneficiario, pero ahora se lo hace automáticamente acreditándolo en una cuenta de ahorros o corriente. Es por ese motivo que es indispensable que el afiliado registre su número de cuenta acudiendo a las oficinas de Historia Laboral del IESS. Para verificar si el dinero ya ha sido acreditado es necesario tener habilitada su clave e ingresar a la página web de la institución (www.iess.gob.ec).

Los certificados que se entregan por accidentes laborales y que se presentan en Riesgos de Trabajo también pueden ser canjeados, según Salazar.

La mayoría de empresas desconoce estos cambios. El director administrativo de una agencia de publicidad ubicada en el norte señala que ahí se solicita que el empleado acuda adonde un especialista del seguro médico particular que poseen y, si este le otorga reposo por más de tres días, se pide que sea valorado por un médico del IESS.

Bucaram asegura que los cambios para canjear estos documentos son para “no complicar a los afiliados”. Y aunque con este mecanismo los médicos pueden despachar más casos de descanso diarios, esto también implica trabajo adicional para otros departamentos como Trabajo Social, que durante las mañanas se dedica a receptar los certificados y revisar su información.