Ximena Abarca: '735 mil bebés nacieron de adolescentes en 14 años'

¿Qué componentes tiene la Estrategia Nacional Intersectorial de Planificación Familiar (Enipla)?
Lo más interesante es el carácter intersectorial. Hay componentes relacionados con los servicios de la salud, la educación de la sexualidad, la participación de los padres de familia y los adolescentes y abarca el cambio de los patrones culturales. Todo se empezó a planificar en junio de 2010 y terminamos de diseñar la propuesta en julio del año pasado.

Pero en las estrategias anteriores ya se incluía este trabajo intersectorial.
La diferencia es que ahora hay una dirección desde el Ministerio Coordinador de Desarrollo Social. Antes se coordinaban acciones pero esa integración no era muy estrecha. Era ineficiente. Anteriormente no se incorporaban otros actores. En este caso hemos incluido a las madres y a los profesores.

Se ha incumplido la meta de reducir en un 25% el embarazo en adolescentes entre 2007 y 2010. ¿Qué hará la diferencia para que esta vez se reduzca la tasa?
El país ya firmó un acuerdo regional en el marco de la Comunidad Andina de Naciones (en marzo de 2007), junto a Perú, Bolivia y Colombia, para la reducción del embarazo adolescente. La diferencia ahora es la intersectorialidad (la participación de varios ministerios) y al parecer hay un apoyo político.

¿En qué se basaron para configurar la Enipla?
Yo hice una investigación para el Ministerio de Salud durante el año pasado sobre este problema. Entre 1997 hasta el 2010 nacieron 735 mil bebés de adolescentes que tenían entre 10 y 19 años. Lo hicimos desde 1997 porque desde esa fecha el INEC publica estadísticas sobre este tema. Estas personas nacieron en condiciones especiales en las que las adolescentes tienen dificultades para poder desarrollarse. Ellas no han terminado su formación y no tienen los recursos necesarios para mantener a sus bebés.

¿Cuánto ganan en promedio estas madres adolescentes?
Otro estudio se hizo en la Maternidad Isidro Ayora en Quito en el 2011. Allí se definió que las madres adolescentes tenían ingresos de 200 dólares mensuales en promedio.

En los servicios de salud hay un enfoque poco preventivo para atender a los adolescentes que llegan en busca de orientación. ¿Cómo solucionar este problema?
Esto se da con frecuencia. Los profesionales de salud responden a los patrones culturales del país. A pesar de que hay normas para la atención, las personas del sistema de salud consideran que es cuestión de un consejo o una lección de moral.

¿Se conseguirá reducir el embarazo en adolescentes?
Es bien difícil. Es una cosa tremendamente complicada y tiene muchas aristas. Algo importante es la educación con base científica. El Estado debe dar las oportunidades para que las adolescentes ingresen a la educación superior.