Vacunación antisarampión recorre los campos del país

QUITO-AMBATO
.- Aplicando vacunas contra el sarampión en los centros de Salud y mediante brigadas móviles, el Ministerio de Salud espera inmunizar a 1'286.000 niños menores de 5 años en el país. Fue la proyección del ministro David Chiriboga para la primera fase de la campaña que culminará el 18 de noviembre próximo y que está dirigida a niños de entre seis meses y un día antes de cumplir 5 años.

La vacunación masiva busca contrarrestar el brote de la enfermedad que actualmente lleva 105 casos confirmados en el país, desde julio pasado. Tungurahua, origen del brote, tiene 98 contagios; Pichincha, 5; Guayas y Cotopaxi, uno cada una.

La aplicación de las dosis empezó el jueves pasado, en una jornada caracterizada por aglomeraciones de madres con sus hijos en las primeras horas de la mañana, pero que se disiparon antes del mediodía. Paralelo a ello, decenas de brigadas recorrieron barrios, escuelas y guarderías, conforme la planificación ministerial.

Cuatrocientos grupos se dedicaron a esta tarea en Guayas, donde las aglomeraciones fueron notorias en el local del área de Salud Nº11, ubicado en la cooperativa Francisco Jácome, en el norte de Guayaquil.

En estas unidades, como en las brigadas, la mamá de los niños inmunizados recibió una tarjeta de constancia, firmada por un delegado del Ministerio, que era grapada, en la mayoría de casos, a la tarjeta de vacunación regular. La aplicación de la dosis no tiene costo.

Las brigadas recorrieron zonas de Tungurahua, Imbabura, Chimborazo, Loja, Carchi y otras provincias. Incluso en Pastaza, los desplazamientos se dan desde el lunes pasado por la lejanía de ciertas comunidades a las que solo se puede acceder por vía aérea.

En Tungurahua, donde ya se aplicó la dosis a los menores de 5 años, la vacunación se centró en los planteles para llegar a la población de niños de entre 5 años y un día antes de cumplir 15 años. En noviembre, después del feriado, la campaña se extenderá a este grupo en el resto del país. Para ello, se espera un lote de 3 millones de vacunas.

En total, el costo de la campaña de vacunación bordeará los $ 6 millones, estima el Ministerio.

En la ciudad de Nueva Loja, capital de Sucumbíos, se vacunó en el barrio Abdón Calderón. "(El sarampión) es una enfermedad muy grave que en otros países dicen que hay muertos, por eso hay que vacunar a nuestros hijos", dijo Laura Monarco, quien llevó a su hijo.

En tanto, el Ministerio advirtió a la población acudir al centro de salud más cercano ante el "aparecimiento de fiebre acompañada de tos, moqueo nasal, conjuntivitis, ganglios, molestia a la luz y manchas tipo granito de color rojo", síntomas vinculados al sarampión.