Dos más mueren por metanol y ley seca se mantiene solo en Los Ríos

La cifra de muertos por ingerir trago mezclado con metanol subió ayer de 23 a 25. Ambato y Milagro (Guayas) sumaron las dos nuevas víctimas, mientras en Ricaurte, provincia de Los Ríos, donde se originó la mortandad, el presidente Rafael Correa anunció que la ley seca se extendía por 72 horas más (hasta la noche del sábado) en esa provincia. En el resto del país se levantó anoche.

“Tenemos una fuerte sospecha de ingesta de metanol; la prueba primaria de gasometría para ver la dosificación de electrolitos y bicarbonato tiene una fuerte sospecha que la intoxicación es por metanol”, dijo ayer en la mañana el director del hospital Docente Ambato, Franklin Escobar, sobre la muerte de Ángel Guamán, de 60 años, quien ingresó al área de Emergencia, a la 01:20.

Manifestó que el paciente llegó en estado crítico y que a pesar de las medidas adoptadas para tratar de brindarle el soporte vital, a los diez minutos dejó de existir. Escobar argumentó: “Está determinado como el posible agente el metanol, que sea la ingesta y como consecuencia de eso la muerte del paciente”. Guamán se convertiría en la tercera víctima por esta causa en Tungurahua y pasó a conformar la lista de 25 fallecidos en el país, 20 de ellos en Ricaurte, Los Ríos, donde se originaron las muertes, hace más de una semana.

Ayer, en Milagro, se dio cuenta de la muerte de la segunda víctima por el trago adulterado. Se trataba de Carlos Pedro Pilozo Castro, de 44 años. Durante sábado y domingo se había dedicado a libar con sus amigos y esa misma noche empezó a sentir los primeros síntomas. Recién el martes, Pilozo fue ingresado al hospital León Becerra de esa ciudad, a las 12:00.

“El paciente llegó en estado sumamente crítico, y ameritaba cuidados intensivos”, explicó Galo Vizcaíno, director de la casa de salud, por lo que lo trasladaron de urgencia al hospital del Seguro Social.

Después de horas de angustia, alrededor de las 21:00 de ese mismo día falleció, producto de una insuficiencia hepática fulminante, por ingerir el alcohol adulterado. “En este tipo de casos se produce una gran destrucción del hígado. Tiene que haberse tomado más de un litro de este licor para que haya presentado síntomas de esta naturaleza”, manifestó uno de los médicos de ese centro.

El ministro de Salud, David Chiriboga, confirmó la muerte de Pilozo por esa causa durante su visita a Ricaurte, ayer en la tarde, junto con el presidente Correa, quien señaló que, luego de analizar la situación, el estado de excepción sanitaria continúa en el país por 60 días, como se estableció el domingo pasado. Mientras la ley seca seguía por 72 horas en Los Ríos y terminaba anoche en el resto del país. No descartó que en caso de que se detecten brotes de personas intoxicadas en otras partes del país se la extienda nuevamente a nivel nacional.

Correa dijo que se hará un censo a los productores de licor artesanal, a nivel nacional, y que se los va a instar a que declinen la producción de este tipo de bebidas y se dediquen a producir alcohol industrial para otro tipo de uso.

El ministro de Salud expresó que se han presentado casos de personas con síntomas de intoxicación en 12 provincias. Mientras en Ricaurte, los internados en el hospital local y en el móvil seguían su tratamiento con medicamentos y con whisky, usado como antídoto.