Domingo 18 de septiembre del 2005 La esquina del idioma

La esquina del idioma

“Enantes”, “denantes” y “endenantes” se usan desde mucho tiempo antes.

Consulta 1:
¿Todavía se puede emplear la palabra “enantes”, o es mejor decir “hace un momento” o “hace un rato”? Además, me gustaría saber un poco de su historia, es decir, en qué año y con qué significado ingresó al diccionario, etcétera. (Ing. Elena C. de Ramírez)

Consulta 2: En un artículo anterior, usted escribió que “denantes” ya estaba en desuso, que es preferible utilizar otros términos, incluso comentó que esa palabra ya no está en el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE). Pero, ¿por qué consta la palabra “endenantes”, que significa ‘tiempo antes’, pero que casi nadie la utiliza, y no está “denantes” que se sigue usando, por lo menos en Ecuador, y con bastante frecuencia? Por favor, indíqueme si “denantes” está mal empleada. (René Montalvo A.)

Respuesta: La palabra “enantes” consta en el diccionario académico desde 1780 con el único significado de ‘hierba que produce hojas como las de la pastinaca (planta de la familia de las Umbelíferas), tiene flor blanca, tallo grueso y alto, poco más de un palmo (aproximadamente 20 cm) y fruto en forma de huevo’.

En el DRAE de 1791 se introdujo una segunda acepción: Enante o enantes, adverbio de tiempo anticuado. ‘Lo mismo que antes’.

Los académicos expusieron, en la edición  de 1884, que el adverbio “enante” todavía se usaba entre la gente de pueblo y recomendaron que se dijera y escribiera “enantes”. No se incluye en los diccionarios  de 1927 y 1989, pero reaparece en el  de 1992 con la observación de que es un adverbio anticuado y vulgar. La última edición del DRAE (2001) considera  que está en desuso. En su lugar, se recomiendan las frases “poco tiempo antes”, “hace un momento”, “hace un instante”.

La doctora Susana Cordero de Espinosa explica, en el Diccionario del Uso Correcto del Español en el Ecuador (DUCE), que consta en el DRAE como usado en Colombia, Panamá, Perú y Venezuela, por ‘recientemente’:
Enantes estuve con Marcia: está contenta. También es frecuente en Ecuador en este sentido. Indica, además, que es popular y suele usarse en diminutivo: enantitos y también endenantitos.

Sugiere que se emplee “antes”.

Ahora hablemos de “endenantes” y “denantes”.

En esta columna es la primera vez, a partir de su consulta, que se publica la voz “denantes”, palabra que consta en el Diccionario desde 1732 y que en 1780 ya se registra como un término anticuado. Entre los años 1791 y 1803 se tildaba en la penúltima sílaba (denántes); después, en 1992, la RAE determinó que estaba en desuso y que su aplicación era popular (empleada por personas de poca cultura).
En la última edición del DRAE, año 2001, figura como adverbio de tiempo desusado y empleado por el vulgo. En cambio, su sinónimo “denante” (sin la ese final) está solamente como palabra poco usada.

El término “endenantes” entró al Diccionario en 1884 y desde su primer registro se advierte de que es un adverbio de tiempo anticuado. En 1925 ya se considera vulgar en algunas regiones de España y América. En el DRAE de 2001 se comenta que está en desuso.

¿Podemos seguir empleando las formas “denantes” y “enantes”?

Las palabras “denantes” y “enantes”, según el DRAE, son expresiones que han caído en desuso, y la primera se considera vulgar, pero eso no quiere decir que se prohíbe su aplicación, no, en lo absoluto. El diccionario académico y los otros diccionarios solo registran los vocablos y, a su vez, hacen ciertas advertencias y recomendaciones, nada más. Nosotros, los usuarios y únicos responsables de que el idioma español adicione o reste palabras, estamos en libertad de elegir las expresiones que mejor nos convengan, que más nos gusten; pero antes debemos reflexionar sobre lo importante y hermoso que es poder comunicarse con un lenguaje que sea conocido y aceptado por todos. Reitero   que “denantes” y “enantes” tienen la etiqueta de “adverbio de tiempo desusado”, mas estoy segura de que no serán cuestionados  por sus interlocutores si ustedes los emplean.
Fuente:

DRAE y DUCE.
pvillavi@eluniverso.com

La esquina del idioma

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.