Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos

Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos
Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos
Érika Peña, pintora y diseñadora guayaquileña, con algunos de los abanicos de su autoría en honor a su ciudad.
Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos
Érika Peña, pintora y diseñadora guayaquileña, con algunos de los abanicos de su autoría en honor a su ciudad.
21 de Julio, 2015
21 Jul 2015

Convertir al abanico en una pieza para usar en Guayaquil llevó a la pintora Érika Peña a lanzar una colección de once piezas con figuras y paisajes alusivos a la Perla del Pacífico.

“La visión es poner un nuevo accesorio de moda, con nuestro toque vanguardista”, indica Peña, quien es guayaquileña y estudió –además de pintura– diseño de carteras en Buenos Aires.

Cuenta que la idea de crear los abanicos se dio debido al clima de la ciudad, que tiene altas temperaturas, especialmente en el invierno.

“He querido rescatar esa tradición antigua de la época de mi bisabuela en la que se usaban abanicos en Guayaquil como parte de la vestimenta”, dice.

En la colección ningún diseño se repite. Cada pieza fue pintada a mano con alguna imagen de la naturaleza local, que fue captada a través de la fotografía y luego tomada por la artista que la acomodó a su gusto..

En las piezas están presentes la iguana, por ser un animal característico de Guayaquil; el faro del cerro Santa Ana con los colores de la bandera de la ciudad; pajaritos o plantas nativas de la urbe.

Peña indica que usó colores fríos, cuya gama partió de los tonos de la bandera guayaquileña, entre ellos azules, turquesas, verdes oscuros y magenta.

“La idea es imponer una tendencia entre las chicas jóvenes, por eso son colores más modernos con diseños más contemporáneos”, explica.

Cuenta que los abanicos de madera y tela fueron traídos de España. La creativa utilizó pinceles y acrílicos para plasmar su inspiración.

Su objetivo es destacar una marca vanguardista. “Desde hace muchos años empezamos a hacer los sombreros pintados, saber que se marca tendencia es algo que nos enorgullece mucho”, afirma la diseñadora. La creación de cada pieza tomó más de tres horas y cada unidad está a la venta en $28. (E)

Productos
La diseñadora guayaquileña Érika Peña exhibe sus trabajos, que además incluyen carteras de cuero, en sus cuentas de Instagram (@erikapenas) y Twitter (@erikapenasantos).

Paisajes de Guayaquil se plasman en abanicos
Gente
2015-07-21T06:30:20-05:00
Érika Peña lanzó una colección que busca reintegrar este elemento a la vestimenta.
El Universo