55 hombres, 19 mujeres y 41 niños viajaban en la parte trasera de un camión de carga en condiciones "deplorables", por lo cual recibieron atención médica, dijo una fuente del Gobierno de Veracruz.
Los inmigrantes, que procedían de distintos países, podrían haber pasado al menos ocho horas encerrados en el vehículo de 18 ruedas antes de ser liberados por las autoridades, dijo el asistente del jefe de policía de Edinburg, Oscar Trevino.
Marco R., quien tiene tres hijos y vivía en Meriden, Connecticut, tenía que abordar un avión este martes para ser deportado.
La ciudad de Chicago presentó una demanda contra el gobierno por retener los fondos de las llamadas “ciudades santuario”.
Las agrupaciones demandaron este miércoles al estado de California. Según indican, el estado está violando los derechos civiles de los hispanos al ofrecer magra compensación a los médicos.
Varios proyectos de ley contra la inmigración no autorizada tenía previsto votar la Cámara de Representantes, liderada por los republicanos.
Aunque el sector de la construcción tiene una alta demanda en la próspera capital de Texas, la compañía colocadora de paneles de yeso de Oscar Martinez comenzó de súbito a tener problemas.
Entre 2010 y 2014, el país de 4 millones de habitantes legalizó a unos 57.652 extranjeros, incluyendo 27.541 colombianos, 11.745 nicaragüenses y 5.148 venezolanos, pero la prensa local dice que hay cientos de miles de inmigrantes irregulares.

Páginas