5 consejos para emprender sin morir en el intento

20 de Noviembre, 2018
20 Nov 2018
20 de Noviembre, 2018 - 00h00
20 Nov 2018

Joseph Schumpeter, ministro de Finanzas de Austria y profesor de Harvard, dijo: “Empresario es aquel que tiene espíritu emprendedor (unternehmergeist en alemán). ¿Sabían que la palabra emprendedor fue acuñada en 1731?

¿Cómo emprender sin morir en el intento?

Luego de once años como aprendiz de Schumpeter, he decidido compartir estos cinco consejos grabados con sangre, sudor y lágrimas.

Lección uno: Puras ideas no sirven.

Usted tiene una idea. Hace un plan. Pues las ideas planeadas y nada más… no sirven. Hay que poner el plan en acción. Walt Disney dijo: “Todos tus sueños pueden hacerse realidad si tienes el coraje de perseguirlos”.

Lección dos: Está bien tener miedo.

El miedo es la fuerza que impulsa a la acción. Para crecer hay que desafiar el statu quo. Pensar diferente. En palabras de Schumpeter, “crear destruyendo”. Joe Gebbia, fundador de Airbnb, dijo: “Los emprendedores deben buscar sentirse cómodos en lo incómodo…”.

Lección tres: Es un constante aprendizaje.

Para emprender y ganar, hay que entender de balances, flujo, contabilidad. Solo así se rompe el pronóstico de la frase anónima “el principio de la contabilidad es el debe-haber, pero nunca hay.”

Si no hay ventas, no hay negocio. Pero la venta no es un compromiso, es el cobro del cheque. El business plan no se va a cumplir, las gastos serán mayores, los ingresos serán menores. Pero así es la aventura. Aprenda de todo y de todos. Sir Richard Branson, presidente de Virgin Group, comentó: “Veo la vida como una larga educación universitaria que nunca tuve, todos los días estoy aprendiendo algo nuevo”.

Lección cuatro: No hay grandes éxitos. Hay pequeñas victorias.

Alguien dijo que echando a perder se aprende. Un emprendimiento exitoso no es un gran hit de la noche a la mañana. Olvídese del romanticismo de las empresas de garaje. Por buena que sea su inspiración, para hacerla rentable usted debe trabajarla.

Cuando Thomas A. Edison experimentaba para hacer la bombilla, fracasó muchas veces. Un día lo logró. En una entrevista, dijo: “No he fracasado. He encontrado 10.000 formas que no funcionan”.

Lección cinco: Debe existir un doliente.

Invierta en usted. Tiempo. Y su dinero. Si no le cuesta –porque le prestaron el capital de trabajo inicial– no le va a doler perderlo. El doliente debe ser su bolsillo.

Un consejo final: Un gran triunfo es como la lotería. Una pequeña victoria es como un nuevo contrato o un nuevo producto en el mercado. Haga una pausa y celebre las victorias con su equipo. (I)

5 consejos para emprender sin morir en el intento
2018-11-20T00:00:30-05:00
El Universo

Te recomendamos