EL UNIVERSO no ha publicado ni está publicando encuestas electorales. Si decidimos hacerlo, lo haremos expresamente.

Mitología del outsider

11 de Noviembre, 2018
11 Nov 2018
11 de Noviembre, 2018 - 00h00
11 Nov 2018

El reciente triunfo presidencial de Jair Bolsonaro interroga un fenómeno antiguo, nominado con un anglicismo actual: los outsiders. Son aquellos sujetos que parecen “venir de afuera” de la política tradicional, en quienes convergen las expectativas de los pueblos defraudados y enojados con los políticos profesionales. En el outsider se depositan las esperanzas de solucionar los problemas crónicos del país, triunfando allí donde los predecesores fallaron. La gente piensa que esta empresa comienza con una limpieza radical de los supuestos vicios y defectos que ciertos sectores sociales representan y con una “reinvención” del país. En nombre de esa creencia, el pueblo concede prerrogativas especiales al outsider y autoriza sus excesos.

El outsider es tan viejo como la política y está vagamente emparentado con el mito del nacimiento del héroe de Otto Rank, donde outsiders y héroes siempre son hombres. Generalmente, el héroe es un personaje de origen muy humilde o muy noble, rara vez de clase media, un desconocido algo “extranjero”, que ha tenido una infancia azarosa en una familia compleja y que en su temprana juventud realiza un gesto que revela su predestinación para la hazaña. La vida amorosa del héroe es discreta o ausente, porque su libido se dirige hacia su pueblo y hacia sí mismo para conseguir la gloria de ambos: líder y pueblo. En su ascenso al poder, el héroe vence a sus rivales maduros, que parecían más experimentados pero que no pudieron lograr lo que él realizará. Algunos pueblos esperan la llegada del héroe que los sacará de la esclavitud y los conducirá a la riqueza.

El mito del héroe explica románticamente la supuesta fundación de muchas naciones, como en el relato de Moisés, o el del joven Arturo, un mozo desconocido que al sacar la espada de la piedra se convirtió en rey y en leyenda. La pregunta actual es si el personaje mítico existió realmente o si es una alegoría del coraje colectivo de un pueblo que lo llevó a luchar hasta su constitución como una nación, o si más bien simboliza la renuncia del pueblo a la pelea y su resignación esperanzada que aguarda el regreso mesiánico del héroe. Quizás esto último ocurre en la moderna figura del outsider, lo que ha contribuido desde hace un siglo a los más sanguinarios totalitarismos, o a las tiranías ineficientes e indefinidas que proliferan en el mundo actual, y que nos son vecinas en el tiempo y el espacio.

¿Qué debe hacer un outsider si quiere devenir leyenda? Aparecer como nuevo y diferente, simular castidad incorruptible, “refundar” el país escribiendo la nueva y “definitiva” Constitución, cambiar todo para no cambiar nada, actualizar viejos mitos sobre la superioridad étnica o inventar unos nuevos sobre las bondades exclusivas de su pueblo, hacer creer “los elegidos” a sus electores, bautizar con nuevos nombres los mismos objetos, actuar como seductor carismático, emprender construcciones grandiosas, nombrar y perseguir a los designados enemigos del Estado, gobernar panópticamente, exhibir omnipresencia y aparentar omnisciencia, perorar como un macho moralista castigador, resucitar viejos ritos del poder, pensar en superlativo, fabricar una identidad nacional postiza a falta de una propia, legar su patronímico a sus partidarios… En fin, supongo que los lectores ya sabían todo esto. (O)

Mitología del outsider
El reciente triunfo presidencial de Jair Bolsonaro interroga un fenómeno antiguo, nominado con un anglicismo actual: los outsiders. Son aquellos sujetos que parecen “venir de afuera” de la política tradicional, en quienes convergen las expectativas de los pueblos defraudados y enojados con los políticos profesionales. En el outsider se depositan las esperanzas de solucionar los problemas crónicos del país, triunfando allí donde los predecesores fallaron. La gente piensa que esta empresa comienza con una limpieza radical de los supuestos vicios y defectos que ciertos s
2018-11-11T00:00:35-05:00
El Universo

Te recomendamos