La misma trama

13 de Febrero, 2018
13 Feb 2018

A diferencia de opiniones de muchos analistas, yo tengo otra lectura con respecto a los resultados de la consulta popular del 4 de febrero de 2018, con la que seguramente coincidirán algunos lectores.

El porcentaje de votación (nada despreciable) favorable al No de ninguna manera se debe atribuir solo a la facción disidente del correísmo, sino también a la nutrida burocracia ideologizada que tiene afecto al caudillo del ático, que se mantiene en cargos dentro de este gobierno según un bien calculado plan y a las necesidades de sostener a toda costa el “proyecto” político (espíritu de Montecristi), que defienden altos funcionarios del régimen, quienes insisten que mantendrán; burlando así la decisión y las aspiraciones de los mandantes que con el contundente Sí, ratificamos no solo el acuerdo con las 7 preguntas de la consulta, sino un rechazo categórico al modelo fracasado que se intenta continuar, con maquillaje de socialismo liberal o de avanzada.

Es cierto que un capitalismo sin alma es inequitativo, pero el comunismo a ultranza maquillado de socialismo “humanizado”, cuando no es un sistema de organización, basado en el principio de auténtica igualdad, es perverso porque propicia la formación de élites con más poder (nuevos ricos), se pueden mimetizar entre las masas pobres y engañarlas. Eso es lo que ha logrado el modelo que se pretende perennizar con todos los vicios que han implementado, por ejemplo, demandas, abusando del poder judicial para ganar juicios con jugosas compensaciones económicas; como han hecho miembros del Consejo de Participación Ciudadana, ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, para sostenerse en sus cargos y obtener indemnizaciones. Gracias a Dios, con sensatez la Corte Interamericana no aprobó tal despropósito. ¿Acaso no se está manteniendo el mismo control sobre las funciones del Estado, con los mismos funcionarios del correísmo y sus consignas? ¿Acaso no se sigue manteniendo una política de agresivo endeudamiento y distracción de fondos que tienen un fin específico? ¿Acaso no se mantiene una timorata actitud frente a la crisis humanitaria de Venezuela, con el cuento del respeto al “principio de no intervención”, mientras casi todos los países de América y la Unión Europea se pronuncian en contra del régimen opresor y totalitario de Maduro? Sigo creyendo que salvo un cambio de ropaje de los actores, asistimos a un drama con la misma trama en el triste escenario ecuatoriano. Es nuestro carnaval de la vida.(O)

Joffre Edmundo Pástor Carrillo, profesor, Guayaquil

La misma trama
Cartas al Director
2018-02-13T00:00:42-05:00
A diferencia de opiniones de muchos analistas, yo tengo otra lectura con respecto a los resultados de la consulta popular del 4 de febrero de 2018, con la que seguramente coincidirán algunos lectores.
El Universo