El ministro de Economía y Finanzas, Richard Martínez, dijo que el acuerdo con el Fondo Monetario Financiero (FMI) de $ 6500 millones, permitirá hacer pagos atrasados y dar créditos.

“El respaldo financiero es fundamental para la recuperación paulatina de la liquidez. Permitirá, entre otras cosas, dinamizar la economía, a través del cumplimiento ordenado de pagos atrasados; fortalecer los programas de crédito de reactivación; e, incrementar la protección social mediante la inclusión -hasta fines de 2021- de más de 400 mil familias pobres adicionales que recibirán el bono”, indicó.

El pasado viernes, el presidente Lenín Moreno anunció que Ecuador accederá a $ 6500 millones tras la aprobación del acuerdo a nivel técnico con el FMI.

El programa es de 27 meses con un interés anual del 2,9 %. El desembolso este año sería de $ 4000 millones; en 2021 llegarían otros $1500 millones y, en 2022, los $1000 millones restantes.

Martínez mencionó que el acuerdo a nivel técnico demuestra que Ecuador mantiene la credibilidad y el apoyo del mundo porque ha sabido actuar de manera responsable: “No todos los días el FMI acuerda programas de acceso excepcional con sus miembros. Este respaldo, se suma a la exitosa negociación de la deuda con los tenedores de bonos y al reperfilamiento de la deuda con China".

La jefa de Negociación del FMI, Ceyda Oner, indicó que el acuerdo alcanzado servirá para apoyar “las políticas de Ecuador para ampliar la cobertura de los programas de asistencia social, proteger a los segmentos vulnerables de la población, garantizar la sostenibilidad fiscal y de la deuda, y fortalecer las instituciones nacionales para sentar las bases de un crecimiento sólido, duradero e inclusivo”. (I)