Madre dice que huye para proteger a hijo de agresor

Lunes, 8 de Enero, 2018 - 00h09
8 Ene 2018
Madre dice que huye para proteger a hijo de agresor
Madre dice que huye para proteger a hijo de agresor
Marjorie, de 28 años, busca la reapertura del caso de abuso sexual que se habría cometido contra su hijo, en el 2015. El menor de edad señaló como responsable a su abuelo paterno.

Vive huyendo de su hogar junto con su hijo los fines de semana, sostiene. Perdió su trabajo por dedicarse a buscar justicia para su vástago. Y ahora teme que en cualquier momento la puedan detener por incumplir con la orden del juez de la regulación de visitas a favor del padre del niño. Es Marjorie, de 28 años, una madre que busca que las autoridades del Guayas reabran el caso de su pequeño, hoy de 6 años, que en 2015 habría sido abusado sexualmente cuando estaba al cuidado del progenitor, afirma.

“Ayúdeme, ayúdeme, por favor, quiero justicia. No puedo mandar a mi hijo con su padre, donde está el abusador (...). Están los exámenes médicos que le hicieron en el hospital, (testimonio del niño en) la cámara de Gesell, los informes de la psicóloga, todo. Pasó el año de la investigación y lo declararon que no cumplía con los requisitos y lo archivaron”, decía Marjorie, quien el jueves último buscaba ayuda en la Clínica de Defensa Gratuita de Niños Víctimas de Abusos Sexuales.

Su caso, relata, comenzó en el 2015 cuando su hijo iba con su padre a las visitas reguladas, primero de jueves a domingo. El niño, que sufre de dermatitis atópica, llegaba los domingos con el desarrollo de la enfermedad. El 6 de septiembre de 2015 se lo entregaron con picazón y enrojecimiento de la piel. Lo llevó al hospital Francisco de Ycaza Bustamente.

Ahí, mientras esperaban su turno, el niño no quería sentarse en la silla. “Le decía: hijito, por qué no te puedes sentar. Él me dijo: ‘Mamita, me duele donde mi abuelito me metió el dedo (medio). Él me hizo así, así (con señas indicó que le introdujo el dedo varias veces). Y me duele, no me puedo sentar’”, le dijo el niño, recuerda la mujer.

Cuenta que enseguida atendieron al niño y que lo ingresaron porque necesitaban también pararle el desarrollo de la dermatitis atópica. La mujer puso la denuncia en contra del abuelo paterno, a quien el niño señalaba como responsable.

Ella recordó que unos días antes el menor le comentó que otro día su abuelo le habría introducido el dedo, pero que ella pensó que quizás lo había lastimado al momento de bañarlo. Ahí se habría enterado que el niño solía pasar con el abuelo en los días en que al padre le tocaba las visitas reguladas, como el progenitor había solicitado tras el divorcio con Marjorie.

“El niño de tres años y diez meses de edad refiere que su abuelo paterno le mete el dedo en el c... y señala (...). Se observa cierta dilatación de esfínter anal”, decía uno de los informes de los médicos peritos que se presentaron dentro de la investigación previa.

Marjorie dice que cuando las autoridades se enteraron del caso quisieron detener al supuesto responsable, pero que como conocieron que era en Durán derivaron el caso allá. Un año después de estar en investigación previa el caso fue archivado, agrega. El padre del menor habría vuelto a solicitar las visitas y le habría interpuesto otras acciones legales, dice.

Este es uno de los más de 30 casos de abusos sexuales contra menores que ha recibido desde octubre de 2017 el centro jurídico de la Federación Nacional de Abogados del Ecuador (integrado por Pedro Granja, Abdalá Bucaram Pulley y otros), en el norte de Guayaquil. (I)

Otros casos

Niño contagiado con VIH
Padres esperan justicia

Prófugo continúa el chofer acusado de violación de un niño de 8 años en los baños de las que eran en ese entonces instalaciones del Instituto Rita Lecumberri, en el norte de Guayaquil. El hecho fue en el 2014 y el niño fue contagiado con VIH. El caso se hizo público en octubre pasado, cuando Abdalá Bucaram Pulley y Pedro Granja asumieron la defensa del menor. Días después, y tres años del suceso, se realizó la audiencia de juzgamiento. “Se pidió la prisión preventiva y lamentablemente desde aquella audiencia fallida está prófugo. No es posible que durante tres años no se haya hecho justicia (...). Hemos pedido la sanción del fiscal (de entonces, que no pidió prisión preventiva)”, dice Bucaram Pulley, quien espera informes detallados del paradero y del estado de salud del acusado. También analizan juicio civil por reparación. (I)

Otro caso en Santa Elena
Denuncian a abuelo

Una madre que ha denunciado al abuelo paterno por abuso sexual de su hijo también espera justicia en su caso, dice Bucaram Pulley. El caso llegó a la clínica jurídica que ellos tienen a finales de diciembre pasado. El viernes pasado debía darse en Quito la audiencia para conocer si se admite o no el recurso de casación, puesto que la Corte Provincial de Santa Elena habría dado ocho años de prisión para el abuelo paterno. No obstante, este apeló. Como no hay una sentencia ejecutoriada ni en firme (por la apelación), el padre del niño ha pedido la regulación de visitas. Según la familia del niño, este sufre cada vez que, por ley, deben llevarse al niño a casa del padre. Hay incluso videos en el que el menor llora y rechaza el ir con su progenitor. Se cree que en las visitas con el padre el niño tendría contacto también con el abuelo, señalado como responsable. Se habla además de un daño psicológico. (I)

30 y 50 casos es el promedio recibido en centro jurídico.

Madre dice que huye para proteger a hijo de agresor
Seguridad
2018-01-08T00:09:09-05:00
Mujer exige reabrir proceso por abuso sexual que habría sido perpetrado en contra de su niño.
El Universo