La clave de una dieta balanceada es comer sano con frutas y verduras

Jueves, 1 de Enero, 2015 - 00h00
1 Ene 2015

Mantener el balance entre las frutas y verduras que consumes es la base principal para llevar una dieta completa, equilibrada, suficiente y adecuada, según Ana Belén Bermúdez, licenciada en Nutrición, Dietética y Estética.

Para ella, existen algunos consejos que se deben considerar sin importar si la persona está o no haciendo dieta, sino solo con el objetivo de mejorar la forma de comer.

Es por esto que ella recomienda evitar los alimentos procesados y preferir lo natural, llevar un control con las porciones que se consumen, realizar cinco comidas diarias y respetar los horarios de cada una, utilizar métodos de cocción saludables como carnes al horno, estofadas o asadas, evitar las frituras, así como hidratarse por lo menos con 2 litros diarios de agua.

Martha Montalván, doctora en Medicina especializada en Nutrición Clínica, de la clínica Kennedy, recalca la importancia de no saltarse ninguna comida del día: desayuno, almuerzo y cena. “Todo lo que se ingiere entre las comidas no debe superar las 100 calorías, para esto algunas opciones válidas pueden ser: porción de frutas, tazón de frutas con yogur, gelatina de dieta, entre otros”, aconseja.

Además recomienda evitar el consumo excesivo de sal, azúcar simple, harinas, frituras, carne roja y dulces. Así como incluir en las comidas frutas con cáscaras, legumbres, hortalizas y pescado por lo menos tres veces a la semana. “Esto se debe al contenido de omega 3, que tiene este alimento que tiene un efecto cardioprotector”, acota.

También es importante incluir en la dieta grasas insaturadas como frutos secos, aguacate, aceite vegetal  crudo (soya, canola, girasol, oliva, maíz).

Ambas consideran importante complementar una alimentación sana con el ejercicio físico. “Es importante utilizar mecanismos como el yoga, que sirven como terapia para controlar el estrés y evitar la ansiedad de comer”, dice Ana, quien considera importante proporcionarle al organismo entre 7 y 8 horas diarias de descanso.

Ana explica que existen alimentos especiales, llamados superalimentos, ya que por cada gramo aportan más nutrientes y fibra, y que por esta razón son conocidos como armas potentes contra enfermedades, y que se recomienda incluir en la dieta.

Algunos de estos son: salmón, rico en omega 3; almendras, que contienen vitamina E, potasio, calcio y fibra; manzana verde, rica en quercetina, que es una sustancia anticancerígena; espárragos, fuente de ácido fólico; brócoli, que es fuente de vitamina C y fibra; semillas de chía, que aportan con fibra, ácidos grasos, calcio y hierro, entre otros.

Para Martha, otra alternativa importante es el consumo de batidos de vegetales. “Esto promueve la limpieza y depuración intestinal, que servirá para complementar el plan nutricional que se lleve y así lograr diferentes objetivos como bajar de peso, quemar grasa, corregir estreñimiento, depurar el organismo, entre otros”, explica.

La dieta de la chía

Una alternativa para hacer una dieta de un solo ingrediente puede ser a base de las semillas de chía. Las semillas de chía contienen omega 3, que ayuda en la digestión y genera mayor energía

Ana explica que este alimento, rico en mucílago, fécula y aceite, que tiene unos 2 mm de largo por 1,5 mm de ancho, y que es ovalada y de color marrón oscuro, se puede incluir en los desayunos, encima de las frutas o el yogur, así como en las cremas de vegetales o en los condimentos de las carnes. La porción recomendada es 2 cucharaditas al día. (25 g/ diarios). Estas semillas mejoran la digestión, controlan el peso y aceleran el metabolismo. (F)

Combinar una buena alimentación con actividad física es la fórmula perfecta para estar sanos.
Ana Belén Bermúdez, licenciada en Nutrición, dietética y estética.

La clave de una dieta balanceada es comer sano con frutas y verduras
Viva
2015-06-12T15:48:31-05:00
Con una alimentación sana, sin dulces ni frituras y haciendo ejercicio, se controla mejor el peso.
El Universo