Costumbres de extranjeros que celebran la Navidad en Ecuador

Jueves, 7 de Diciembre, 2017 - 00h07
7 Dic 2017

Dos italianos, un argentino y una polaca que viven en Guayaquil con sus parejas nos cuentan cómo se celebra esta festividad en sus países, que en algunas cosas son muy diferentes a como se lo hace en Ecuador, en especial en cuanto a lo que se sirve en la cena.

Argentina: Muchos platos fríos en la cena

Diego Lavalletto es argentino y está casado con la ecuatoriana Carla Rueda, con quien tiene un hijo. Él es chef y nos cuenta que en su país el 24 de diciembre es un día en el que la familia se reúne y come rico.

Cuenta que empiezan a cocinar desde el día anterior o el mismo día en la mañana, porque la comida se come fría debido a que en esta época hace mucho calor allá.

“Se juntan los padres, los hermanos, primos, tíos y los abuelos si es que están vivos. Disfrutar en familia con mesas amplias”, dice Diego.

Cuenta que en Argentina son de comer mucho asado de carne, pero que en festividades también se prepara el tomate relleno, jamón serrano con bolitas de melón, lengua de vaca a la vinagreta, salón de res con salsa de atún y alcaparras.

“Casi todas estas comidas llevan huevo duro, es una costumbre que nos dejaron los españoles”, cuenta y añade que también acostumbran a hacer salón relleno y que en su casa se acostumbra a hacer uno con pasas.

Otro de los preparados son los sánduches con jamón, queso, aceituna, huevo, mayonesa y palmito; también las empanaditas de carne y de pollo.

“En Argentina uno come desde las nueve de la noche y termina a la medianoche, porque son mesas largas con muchos preparados. A la medianoche viene el brindis, pero yo vi acá en Ecuador que se espera hasta las doce de la noche para cenar, es muy diferente”, cuenta.

Dice que los regalos se dan a los niños a las doce de la noche, pero no los ponen debajo del árbol, sino que cada persona lo lleva en su auto y lo saca en el momento de compartirlo con los familiares. (E)

Italia: Un festín con toda la familia

Luiggi Pasano y su esposa Ángela son italianos y radican desde hace más de 20 años en Guayaquil. Son propietarios del restaurante Riviera, ubicado en Urdesa y Samborondón. Ellos siempre viajan a su país natal a celebrar las fiestas de Navidad y nos cuentan cómo se las realizan.

Ángela dice que el 24 de diciembre por tradición se realiza una cena con los que habitan en la casa y la elaboración empieza desde muy temprano y en ella participan todos los miembros.

“Después todos se reúnen para poner la mesa bonita. Se come a eso de las ocho de la noche y después a la medianoche todos se ponen sus abrigos y van a la misa de gallo. Los niños también reciben los regalos que le han pedido a Papá Noel”, cuenta Ángela.

Pero la celebración no termina ahí, porque el 25 de diciembre se realiza una reunión, pero en esta están presentes todos los miembros de la familia, tanto de la esposa como del esposo y de los hijos, si es que los hay.

“Es a lo grande, se reúnen los abuelos, hermanos, todos, y ahí el uno lleva el panettone, el otro el pandoro, el dulce. Se comienza a las doce del día con los abrazos, los besos y terminamos como a las once de la noche, porque después de comer hasta las seis de la tarde, por la noche se toma un consomé de carne con tortellini (pasta italiana) y luego todos se despiden”, indica Luggi.

“Antes la mesa de Navidad llevaba muchos embutidos, encurtidos de alcachofa, aceituna y pimiento; también ensalada rusa. Ahora se busca preparar unos platos más particulares. Cada familia busca tener bocaditos hechos de mil hojas con salmón, jamones, bocaditos de queso para diferenciar un año del otro el menú. Todos tienen que estar sentados en la mesa, nadie está parado”, dice Ángela, quien es chef como su hijo que radica en Italia.(E)

En Polonia: Una cena con doce platos

Monika Ogorzelska nació en Polonia y durante una visita a Ecuador conoció al guayaquileño Roberto Lecaro, con quien después se casó y tiene dos hijas. Desde hace un par de años habita en Los Ceibos. Ella vivió muchas navidades en su país y nos cuenta que hay mucha diferencia en la celebración de allá con la que se hace en Ecuador, tanto en los preparativos, como en los alimentos que se sirven durante la celebración.

Cuenta que el 24 de diciembre, cuando ellos celebran la Wigilia (Nochebuena polaca), en muchos hogares se coloca el árbol, el cual se corta en los bosques de pino y luego se lo adorna. Para las familias polacas la presencia del árbol representa la vitalidad y el renacer de la vida.

Para ellos la Wigilia es un encuentro muy familiar y lo importante es que en la mesa se sirvan doce platos (con diversos preparados), en referencia a los apóstoles, también hay que dejar un puesto libre en la mesa por si llega una persona que no haya sido invitada o para algún familiar que falleció y que podría ‘volver’ esa noche en espíritu.

“Cuando vine a Ecuador y me senté a cenar vi que acá no dejan ese espacio vacío en la mesa, fue una sorpresa”, dice Monika.

Añade que durante la cena todos los presentes tienen que tomar un pedazo de ostia y compartir con los demás y mientras rompen cada trocito dicen su deseo de Navidad.

También se coloca un poco de heno debajo del mantel para simbolizar el establo donde nació Jesús.

La cena empieza a las cuatro de la tarde, porque en esta época oscurece más temprano. Los platos principales son el pescado (carpa) asado con zanahoria y cebolla; y la sopa de remolacha. (E)

Costumbres de extranjeros que celebran la Navidad en Ecuador
Viva
2017-12-07T18:55:32-05:00
Dos italianos, un argentino y una polaca que viven en Guayaquil con sus parejas nos cuentan cómo se celebra esta festividad en sus países, que en algunas cosas son muy diferentes a como se lo hace en Ecuador, en especial en cuanto a lo que se sirve en la cena.
El Universo