Neymar Junior no es ajeno a la pandemia que está asolando al planeta y golpeando con fuerza a Brasil. El Instituto Neymar Jr, que ha atendido a unos 3.000 niños y adolescentes necesitados en Praia Grande y que es gestionado por la familia de la estrella del PSG, lleva cerrado desde marzo de 2020 por el coronavirus. Sin embargo, ninguno de sus trabajadores se ha quedado atrás.

Y es que Neymar ha mantenido los puestos de trabajo de las 142 personas que trabajan en su instituto. El brasileño está pagando íntegramente el salario y manteniendo la cobertura sanitaria de sus empleados y colaboradores, con un coste de 600.000 reales mensuales ($ 1.073), publica diario Marca de España.

La idea es mantener su estructura hasta que termine la crisis sanitaria y poder después retomar su actividad como antes de la pandemia.

“El instituto ha cumplido un año cerrado por la crisis de la COVID-19. Mi familia y yo estamos manteniendo toda la estructura, con 142 empleados, que están recibiendo sus salarios y beneficios en su totalidad. Lo hemos hecho con nuestros propios recursos”, aseguró el padre de Neymar, que hace un año puso el Instituto a disposición de las autoridades brasileñas.

“Los empleos y los salarios de las personas que trabajan en nuestro instituto están asegurados independientemente de lo que dure la pandemia. Además, pongo a disposición de las autoridades, si fuera necesario, las instalaciones de nuestro instituto. Pido a todo el mundo que reforcemos nuestros compromisos y nos quedemos en casa para combatir al coronavius”, aseguró Neymar Pai entonces. (D)