BANNER 728 x 90
BANNER 233 x 90
Viernes 07 de marzo del 2008 Cultura

‘Usted es una artista’

Clara Medina

Diana Ponce nació como escultora en el aula

http://src.eluniverso.com//2008/03/07/0001/262/files/03-07-08-C03-012500.jpg

Diana Ponce Moreira, en la sala de su casa, mientras alistaba una de sus esculturas para las exposiciones en honor a la mujer.

En dos de las exposiciones colectivas que se realizan en homenaje a la mujer  se exhiben obras de esta creadora guayaquileña.

Relata  que cuando tenía 12 años  y estudiaba en el colegio de señoritas Guayaquil, la profesora Ana von Buchwald, en una clase, les hizo confeccionar  unas pequeñas vasijas de arcilla. Pero ella, Diana Ponce  Moreira,  realizó, además, una figura humana. La  profesora se acercó, miró el objeto con detenimiento y se retiró sin decir nada. A los cinco minutos regresó con la rectora, a quien le comentó: Mire lo que tenemos aquí, ¡una artista!

Fue la primera vez que alguien la calificó así, y el primer paso hacia lo que sería  su oficio. Ponce tiene ahora 47 años, es madre de cuatro hijos, y  ha hecho de la escultura su profesión y su sustento. Ha ganado premios y menciones  en salones  y expuesto sus obras en muestras colectivas, pero no ha realizado, hasta ahora, una exposición individual. La está alistando  para este año.

Trabaja  en restauración y no es raro verla subida en un andamio. Realiza, además, cuanto  trabajo  relacionado con su oficio le encomienden: bustos de personajes, murales, etcétera. Confeccionó  las piezas que forman parte del Museo Itinerante, que son   reproducciones  de los objetos del Museo Municipal, como  el tótem manteño, San Biritute, entre otros, que se exhiben en diversos lugares de la ciudad.

El patio de su casa es como un taller. Allí realiza las obras que edifica por el gusto de hacerlas, sin que nadie se las encargue, pero que  las vende si alguien   las desea. Son figuras grandes, estilizadas, en terracota o cemento. A la par, se dedica a los quehaceres del hogar  y  al cuidado de  sus hijos pequeños: Michael, de 9 años, y Gigita (se llama Gisella), de 12. El mayor es Cristian y tiene 25. Linda, que   cumplió  18, vive en Quito, donde estudia teatro. Son frutos de sus tres compromisos.

“Mis hijos son una bendición.   Mi felicidad es verlos sonreír”, indica  esta escultora, a quien le gusta participar, todos los años, en el Festival de Arte  Al Aire Libre que organiza el Municipio, porque le interesa  estar en contacto   con el público.

La escultora rememora   que la profesora  Von Buchwald  le sugirió  que cuando terminara el ciclo básico se fuera  a estudiar al Colegio de  Bellas Artes, “porque usted es una artista” le dijo. Y Ponce siguió el  consejo. En Bellas Artes tuvo como uno de sus maestros al escultor Evelio Tandazo, a quien recuerda con gratitud, porque la guió en todo lo relacionado con anatomía y el trabajo de luz y sombra.

Tras graduarse en  Bellas Artes   se casó y se fue a vivir a la península de Santa Elena, pero no dejó de hacer esculturas ni  de participar en salones. Luego de una década regresó a Guayaquil y desde entonces se radicó, definitivamente, en esta ciudad, en la que nació el 25 de julio de 1960, en la fecha de las fiestas patronales. “Por eso soy muy guayaquileña”, refiere con una sonrisa esta mujer de cabello largo y diálogo ameno, que es la jefa de su hogar.

Es divorciada, un estado que a ella le parece ideal, por ahora.  Está  dedicada por completo   al  arte y a sus hijos, de los que habla con    ilusión. Los dos más pequeños  le siguen los pasos. “Mis hijos van a ser mejores artistas que yo. Michael hace esculturas. Tiene mucha agilidad en los deditos. Y Gigita es una niña brillante en el dibujo”, cuenta. Afirma  que el camino del artista es complicado, pero  si  ellos lo desean tomar,   los apoyará totalmente y les compartirá sus convicciones: que en el arte lo importante es la perseverancia.

“Si uno va a un concurso y no gana un premio, no hay que dejar de creer en sí mismo. Hay que tener fe en uno y avanzar y, sobre todo,  tener disciplina”, refiere. Por ahora, las esculturas  de  Ponce se exhiben en dos de las muestras colectivas que se organizan  en Guayaquil en homenaje al Día de la Mujer.

BREVES

EN DOS LUGARES
Las obras de Diana Ponce  y   otras  artistas  se exhiben  en el hall del auditorio del edificio del Ministerio   del Litoral (avenida Orellana) y  en  la Casa de la Cultura del Guayas  (avenida   Nueve de Octubre y Pedro Moncayo).

MUESTRAS
En ambas instituciones se han organizado    muestras colectivas  en homenaje a la mujer.  La entrada  es gratuita.

Cultura

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.