Lunes 26 de junio del 2006 Política

Diversidad de encuestas

Redactora | María Alejandra Torres

http://src.eluniverso.com/2006/06/26/0001/8/files/123773-2961-f2500.jpg

QUITO.– Pedro Nieto (i), jefe de procesamiento y estadísticas de Informe Confidencial, y Gabriel Nieto, director de diseño.

La difusión de encuestas que los favorecen forma parte de la estrategia de los precandidatos presidenciales, aunque los directivos de las empresas de investigación de opinión señalan que dar a conocer que uno u otro va primero no alienta la votación.

Los aspirantes que se sienten afectados critican la credibilidad de los sondeos por las vinculaciones políticas de las empresas que los realizan.


Las empresas de investigación tienen diferentes metodologías
Encuestas, armas de campaña

No existe un ente con facultad legal para controlar si la información que las encuestadoras difunden es real.

Está en la efervescencia de las barras. En los apretones de manos que no se niegan en campaña. Está en las suelas de los zapatos que se desgastan por seguir a quienes solo se asoman cinco meses antes de octubre.

Está en las afiliaciones que se apuran en las centrales. En las pancartas, en las camisetas, en las paredes que  se pintan. Se pegan. Se imponen.

Los candidatos presidenciales suelen valerse de estas y otras plataformas para difundir su aparente aceptación entre el electorado. En las últimas semanas, sin embargo, la “guerra” se trasladó a otro escenario: el de las estadísticas.

Las encuestas de intención de voto, lejos de constituirse en un arma de promoción, sirven –según los consultores políticos– para que los postulantes conozcan cómo avanza su campaña.

Pero la consigna, a menos de cuatro meses de los comicios generales, simplemente ha cambiado. Ahora son los propios postulantes quienes, en la práctica, se esmeran en hacer públicas sus encuestas. Claro, solo si estas  los favorecen.

Es el caso de Álvaro Noboa (Prian), quien cuestiona a las empresas que no lo ubican en primer lugar. La semana pasada dio a conocer que, pese a lo que señalan otros sondeos, hay dos que lo muestran como el líder de la contienda: la compañía colombiana Consultar y la local Publianálisis.

La primera señala que Noboa capta mayor aceptación con el  28%, seguido de León Roldós (RED-ID) con el  22% y Lucio Gutiérrez (SP) con el 14%. La segunda también lo ubica a la cabeza; luego a Roldós y a Gutiérrez.

Sus detractores, sin embargo, restan credibilidad a los datos de Consultar porque trabaja en exclusiva para él desde 1998. De hecho, sus oficinas en Guayaquil se ubican en Industrial Molinera, de Noboa.

Publianálisis, en cambio, es nueva en el mercado nacional. Esta es su tercera encuesta en materia política. Según Jorge Trejo, gerente técnico, la empresa no trabaja para ningún candidato en exclusiva.
“Este sondeo lo financiamos nosotros para darnos a conocer”.

Rafael Correa (PAÍS), por su parte, también difundió hace doce semanas los resultados de un sondeo de Mercanalis, la única que lo ubica en tercer lugar y no en cuarto o quinto (como le ocurre con el resto), después de Roldós y Noboa.

Su director, Luis Alberto Cortez, asegura que no trabaja “en exclusiva” para la agrupación. En el 2004, hizo sondeos para los candidatos del Prian.

La encuestadora Cedatos, propiedad de Polibio Córdova, difundió dos encuestas. Cuando incluye en la lista al derrocado presidente Lucio Gutiérrez, de quien fue su asesor, lo ubica en tercer lugar, después de Roldós y Noboa.

Si no aparece Gutiérrez, quien mocionó a Córdova para que presida el directorio del Banco Central, Roldós, Noboa y Viteri se llevan los votos.
El régimen de Alfredo Palacio ha puesto en duda la imparcialidad de Cedatos por haber publicado un sondeo en el que hacía referencia a la baja popularidad del Mandatario.

Córdova, sin embargo, defiende su veracidad, aunque reconoce su cercanía laboral con quienes encabezan sus encuestas: dice que Roldós lo consulta “por lo menos” dos veces al mes y que Noboa le ha pedido sondeos nacionales.

Para Informe Confidencial, de Santiago Nieto y Jaime Durán Barba, Roldós, Noboa y Viteri también lideran las preferencias con el  25%,  15% y  13%, respectivamente.

Pero postulantes como Jaime Damerval (CFP) desacreditan a la empresa por su vinculación con socialcristianos. Durán ha asesorado al alcalde Jaime Nebot y al diputado León Febres-Cordero.

 Nieto reconoce, incluso, que realiza encuestas para el Municipio de Guayaquil –al igual que Cedatos– y la Prefectura del Guayas. “Los cuestionamientos vienen de los que van por debajo”. Aclara que, por ahora, la empresa no asesora a ningún aspirante.

Para Hugo Barber, de Perfiles de Opinión, los candidatos piensan erróneamente que la difusión de estas  encuestas va a incidir en el futuro electoral. “El dar a conocer que alguien va primero no  alienta a que se vote más por él”, asevera.

 Comenta, además, que la “pelea” que los postulantes han armado con la promoción de sondeos desprestigia la labor de las empresas. “No ofrecemos ningún tipo de asesoría porque nos comprometería”.

No existe en el país una entidad que fiscalice la veracidad de los datos difundidos por las encuestadoras. El Tribunal Supremo Electoral (TSE) solo obliga a las empresas a inscribirse en el organismo antes del próximo  15 de julio, si desean emitir información sobre los postulantes.

Aunque las empresas dicen que utilizan métodos similares, sus resultados son distintos. ¿Por qué las diferencias?

Depende de la metodología, aunque nada está exento de manipulaciones. Las encuestadoras hablan de un margen de error de entre el  3% y el  5%. La cantidad de entrevistas no pesa más que las fórmulas estadísticas empleadas.

Se pueden tomar muestras en zonas urbanas, rurales, por regiones o ciudades. Hay quienes consultan en las  22 provincias o solo en Guayaquil y Quito. La selección de los consultados puede realizarse a través de un sistema informático aleatorio alimentado con mapas del país. Algunas entrevistas se efectúan en hogares (en direcciones específicas previamente señaladas) o en la calle (a los peatones).

INFORME CONFIDENCIAL
La empresa que dirige Santiago Nieto (foto) y Jaime Durán Barba funciona en Quito y Guayaquil desde 1984. Durán fue asesor del gobierno de Gustavo Noboa y secretario de la Administración Pública de Jamil Mahuad. Sus detractores vinculan a la empresa con los socialcristianos, pues ha asesorado al alcalde Jaime Nebot y al legislador León Febres-Cordero. Ha brindado, también, asesoría política al alcalde de Quito, Paco Moncayo (ID). Actualmente realiza encuestas para los municipios de Guayaquil y Quito, y las prefecturas de Guayas y Pichincha.
PERFILES DE OPINIÓN
El argentino Hugo Barber está, desde hace diez años, al frente de Perfiles de Opinión, que se encarga del área política, y –desde hace dieciséis– de Datanálisis, del área comercial. Ha trabajado con el alcalde de Quito, Paco Moncayo. Este último fue su primer jefe en el país cuando trabajó como investigador del Centro de Reconversión Económica de Azuay, Cañar y Morona Santiago (CREA). También ha realizado encuestas para Freddy Ehlers, Rodrigo Paz y Ricardo Noboa. Ahora efectúa el mismo trabajo para diputados, pero omite sus nombres. Ha trabajado más con partidos de la Sierra.
CEDATOS
Funciona desde 1974. Su director es Ángel Polibio Córdova, quien presidió el directorio del Banco Central en el régimen de Lucio Gutiérrez, de quien fue su asesor. Trabajó también para Jaime Roldós y Sixto Durán-Ballén. En el gobierno de Roldós se desempeñó como subsecretario de Recursos Naturales. Realiza encuestas para el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot; antes, a los
ex presidentes León Febres-Cordero y Rodrigo Borja. En 1992 asesoró a Sixto Durán-Ballén en su campaña presidencial y también hizo sondeos para el ex mandatario Fabián Alarcón.
CONSULTAR
El colombiano Augusto Bernal trabaja en exclusiva para el candidato prianista Álvaro Noboa, desde la segunda vuelta electoral de 1998. Bernal vive en Colombia y viene constantemente a Ecuador a mantener reuniones con el candidato. De hecho, el lunes pasado arribó al país solo para quedarse unos días. La semana anterior a esa también se reunió con el empresario. En Ecuador, la empresa Consultar tiene sus oficinas en las instalaciones de Industrial Molinera, de la Corporación Noboa. En Colombia, la compañía tiene 34 años en el mercado.
MARKET
Blasco Peñaherrera Solah, presidente de la Cámara de Comercio de Quito (CCQ), es la cabeza de Market, empresa con 16 años de actividad. Es hijo de uno de los eventuales candidatos a diputado por el Partido Social Cristiano (PSC) en Pichincha: Blasco Peñaherrera Padilla, ex vicepresidente en el gobierno de León Febres-Cordero. Su labor en la CCQ lo mantiene más alejado de su empresa. Es Ana Manosalvas, una de sus colaboradoras más cercanas la que se encarga del área política. Entre sus clientes constan el alcalde Jaime Nebot y el prefecto Nicolás Lapentti, ambos socialcristianos.
PUBLIANÁLISIS
Con 26 años de edad, Jorge Trejo es la cabeza más joven al frente de una encuestadora. Es el gerente técnico de Publianálisis, empresa constituida en abril del 2005. Tiene dos oficinas: una en el norte de Guayaquil y otra en el cantón La Libertad. Según Trejo, solo se ofrecen encuestas y no asesorías políticas. Dice que ha realizado solo tres trabajos en materia política: para un candidato a alcalde que no ganó, para un diputado que sí obtuvo una curul y una última encuesta de intención de voto que, asegura, la realizó de manera independiente para darse a conocer. Prefiere no dar nombres de sus clientes.
MERCANALIS
Luis Alberto Cortez está al frente de Mercanalis, empresa que, en agosto próximo, cumple trece años en el mercado. Inicialmente solo realizó estudios de productos comerciales. Su primer trabajo político fue un exit poll (encuestas a boca de urna) para el roldosista Alfredo Adum, cuando terció para alcalde en el 2000. También midió la intención de voto en las últimas elecciones porque, según Cortez, sus propios clientes –en su mayoría, empresarios– así lo pidieron. Según explica, los candidatos les solicitan financiamiento a sus clientes y la empresa dice quiénes son los “favoritos”.

 

Política

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.