Domingo 05 de junio del 2005 | 15:40 Música

Shakira cantó con Alejandro Sanz en Madrid

AFP | MADRID

La cantante colombiana Shakira y el español Alejandro Sanz, y fuegos artificiales, fueron el broche de oro de una multitudinaria y colorida fiesta popular celebrada este domingo en el Paseo de la Castellana de Madrid, en apoyo a su candidatura como sede de los Juegos Olímpicos 2012.
 
Pasadas las 21h30 locales (19h30 GMT), Shakira subió a un escenario  instalado delante de la Puerta de Alcalá, rodeada por varios miles de personas,  para interpretar uno de sus clásicos "Te dejo Madrid", cerrando así una "fiesta  gigante" organizada por la alcaldía de Madrid para apoyar la candidatura  olímpica de la capital en la que participaron medio millón de personas, según  fuentes municipales.
 
Le siguieron "No" y "Día especial", de su nuevo disco "Fijación oral", cuya  primera parte saldrá a la venta el 7 de junio, y la segunda, en inglés,  aparecerá en noviembre.
 
La colombiana saludó especialmente a "toda mi gente de Latinoamérica que  vive aquí en Madrid" y a la "gente de mi patria, Colombia", de manera  especial.
 
Junto a Alejandro Sanz y haciendo sus típicas contorsiones, la colombiana  interpretó "La tortura", que también integra el álbum que comenzó a componer en  una finca de Alcalá de Henares, este de Madrid.
 
La cantante oriunda de Barranquilla cerró su mini-concierto madrileño con  "Obtener un sí", antes de que el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón,  subiera al escenario y la despidiera regalándole dos rosas blancas.
 
Miles de personas participaron en este festejo popular que acompañó una  jornada soleada y bastante calurosa, con 35 grados de temperatura.
 
El escenario de la fiesta fue el célebre Paseo de la Castellana, la  principal arteria capitalina, convertida en un espacio de transeúntes, a lo  largo del cual, en un tramo de dos kilómetros, se colocaron carpas que desde  las 11h00 locales (09h00 GMT) proponían actividades deportivas o lúdicas.
 
El punto culminante comenzó hacia las 19h00 locales (17h00 GMT) cuando unos  1.500 voluntarios vestidos con camisetas naranjas, y miles de madrileños  comenzaron a desplegar de norte a sur de la ciudad la bandera "más grande del  mundo" de 2,5 km de largo por 6,40 metros de ancho y una superficie de 16.000  metros cuadrados.
 
La enorme banderola de color blanco, que llevaba inscrito en color rojo  "Madrid 2012" junto a un dibujo de la llama olímpica en el mismo color y  también el símbolo verde de la mayor cadena de grandes tiendas de España,  comenzó a ser desplegada en la plaza Gregorio Marañón y concluyó en la Plaza de  la Lealtad.
 
Parte de la bandera fue plegada, pero gran parte fue troceada por las miles  de personas que quisieron llevarse un recuerdo de esta jornada.
 
En primera línea de la bandera iban el alcalde de la ciudad y la presidenta  de la comunidad autónoma de Madrid, Esperanza Aguirre, ambos del opositor  Partido Popular (PP, derecha).
 
Con esta jornada, la capital quiere "marcar un mensaje muy claro de que  Madrid no solamente tiene el mejor proyecto, el máximo apoyo institucional sino  que además tiene el máximo apoyo popular, la auténtica pasión por el deporte",  afirmó al inicio de la jornada el regidor madrileño.
 
En caso de ser elegida sede de los JO-2012, Madrid podría obtener más de  6.000 millones de euros en beneficios, según un estudio publicado en febrero  pasado. Las inversiones previstas para la cita olímpica superan los 6.400  millones de euros, según el mismo estudio.
 
El 6 de julio próximo a las 19H30 locales en Singapur (11H30 GMT), se  conocerá el nombre de la ciudad elegida para organizar los Juegos Olímpicos  2012 entre cinco candidatas: París, Londres, Madrid, Nueva York o Moscú.    

Música

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.