Bob Dylan (parte II)

Msc. Rafael Montalván Barrera

Una lectora me escribe para decirme que está de acuerdo conmigo en proponer a Messi como candidato al Premio Nobel de Literatura 2017. Pero que tiene una duda: ¿Cómo haría Messi para dar su discurso?

Además, me recuerda que el astro argentino había confesado que una vez quiso leer un libro y que a la mitad no pudo más.

Sobre lo primero, Sara Danius, secretaria permanente de la organización, dijo a la radio pública sueca que las reglas de la Fundación Nobel son flexibles en cuanto a los discursos de los galardonados. Respecto a Bob Dylan manifestó que él lo podía entregar como “un discurso escrito, unas palabras espontáneas, una película o cualquier otro formato de su elección”.

Entonces Messi podría dar su discurso mediante el formato de juego de fútbol en honor de la Academia Sueca y de su Majestad Carlos XVI Gustavo de Suecia: una exhibición de solo 20 minutos. (El discurso de García Márquez duró casi 18 minutos). El lugar podría ser el estadio Ullevi, el más grande de Suecia, ubicado en Gotemburgo, pero para ser tradicionalistas como los académicos suecos, la muestra podría ser en el Söderstadion de Estocolmo.

En cuanto a su capacidad lectora, Messi ha mostrado en la cancha ser el mejor lector semiótico, lo que sucede es que él no lo sabe.

Como tampoco Bob Dylan sabe cuánto sufrimos quienes amamos la literatura las 24 horas del día. (O)

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: