Trailblazer llega con nuevas prestaciones

Elegancia y fuerza es la combinación que destaca de la nueva Trailblazer, un modelo rediseñado y adaptable a todo terreno que incorpora Chevrolet al parque automotor nacional.

Presentado a mediados de octubre, este utilitario deportivo, único en su segmento con motor Duramax turbo diésel CRDI, tiene la versatilidad y potencia para dominar cualquier terreno por su tracción 4x4 y un chasis de alta resistencia.

En un recorrido por carretera y suelos agrestes, aprovechamos las funcionalidades de esta nueva presentación de la marca del corbatín.

La Trailblazer 2017 cuenta con motor 2.8L, que ofrece 197 caballos de fuerza y 500 Nm de torque, viene con caja automática de seis velocidades, características que plantean un duro reto para sus similares del mercado.

Por las calles de Quito el tráfico se mueve lento y es la oportunidad para valorar el confort y elegancia que ofrece su diseño interior. Incorpora un computador a bordo de última generación, cuenta con climatizador automático, tapizados en cuero, asientos con ajustes eléctricos, y para maniobrar destacan los sensores de ayuda para controlar puntos ciegos, una cámara de retroceso y el control crucero.

El andar es bueno sobre asfalto, las reacciones del acelerador son inmediatas lo que, pese a la robustez del vehículo, permite una conducción amigable y segura por las prestaciones implementadas para sus siete ocupantes, así como para el medio ambiente por su bajo consumo de combustible, que con un tanque de 20 galones permite recorrer entre 700 y 800 kilómetros, según el fabricante.

Fuera de la ciudad disfrutamos de su rendimiento mecánico. En un trayecto por la vía entre la localidad de Lloa y el volcán Guagua Pichincha destacó la firmeza de la suspensión y el desempeño del sistema Shift On The Fly, que permite accionar la función 4x4 en movimiento, con lo que los ascensos por terrenos difíciles son otra experiencia.

Al bajar de los 4.500 metros la pericia se puso a prueba; sin embargo, su alta tecnología primó para la seguridad del viaje con un asistente de arranque en pendiente que se activa automáticamente para evitar deslizamientos del vehículo.

La Trailblazer cuenta con un control de descenso en pendiente que asegura que el motor y los frenos trabajen juntos para una mejor maniobrabilidad, lo que sumado al control electrónico de estabilidad y una variación controlada del frenado en las cuatro ruedas, mejora el trabajo en cualquier condición.

Seguridad

La nueva presentación de Chevrolet ofrece confort y seguridad a sus siete ocupantes, distribuidos en tres filas de asientos. La cabina cuenta con un mejorado equipamiento de seguridad pasiva, orientados a minimizar daños en caso de accidente en trayectos por caminos asfaltados o por terrenos duros.

Esta versión cuenta con seis airbags (dos frontales, dos en asientos delanteros y dos laterales que cubren hasta la tercera fila), sistema de luces led diurnas, sistema de permanencia en carril, alerta de colisión frontal, indicador de distancia de obstáculos posteriores, sensores de parqueo delanteros y posteriores que se pueden revisar desde la pantalla del estéreo en el panel central.

​Con prestaciones tecnológicas, alto rendimiento y seguridad, la rediseñada Trailblazer está en el mercado a un precio de $ 59.990, con una garantía de 5 años o 100.000 kilómetros. Chevrolet expone así esta nueva generación de un todoterreno, en una apuesta por reafirmar su tradición de liderazgo y prestigio en el mercado. (MGO)

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: