El técnico que ascendió ‘a la sombra’ de Rafael Correa

María Gisel Acosta
Domingo, 19 de Marzo, 2017 - 00h01
19 Mar 2017

Es quizás uno de los hombres de más confianza del saliente presidente Rafael Correa, de cuyo gobierno no quiso ser parte, al inicio. Jorge Glas Espinel, el técnico que se convirtió en político, se ha mantenido en el régimen de Alianza PAIS (AP) sus diez años, y apunta a cuatro más como vicepresidente.

Es uno de los fundadores de la gestión correísta, pero a diferencia de otros no empezó como secretario de Estado, sino como titular de una empresa.

Desde entonces ha ido escalando en el Gobierno, en medio de acusaciones dirigidas hacia él o sus allegados sobre presuntas irregularidades en contratos. Glas las ha esquivado aduciendo falta de pruebas.

De contextura delgada y tez trigueña, este guayaquileño de 47 años incursionó en la política de forma tímida por ‘invitación’ de su amigo Correa.

Se habían conocido cuando el primero tenía 11 años y el segundo 17, durante la conformación del primer grupo de boy scouts del colegio donde el ahora vicepresidente estudiaba.

Con el tiempo, y pese a que no coincidieron en la formación universitaria o en la carrera laboral, forjaron su amistad.

Compartían la afición por Emelec y la aspiración por empujar cambios en el país. Pero no el interés por la política.

Glas, un ingeniero graduado en la Espol, contó el pasado 6 de marzo al canal RTS que cuando el presidente le habló de asumir el Fondo de Solidaridad, en el 2007, su primera respuesta fue: “Rafael, no quiero”.

De hecho, en el 2006 no había participado en la redacción del plan de trabajo de AP ni en la campaña a favor de Correa, según confirman dos fundadores del movimiento, Alberto Acosta y Octavio Villacreses.

Sin embargo, Correa lo nombró presidente del Fondo de Solidaridad, “un antro de corrupción”, según lo describía Glas.

Allí se quedó dos años con la misión de liquidarlo, proceso que pasó por la reestructuración de 28 compañías, entre eléctricas, telefónicas, y otras.

Durante su gestión, recomendó al jefe de Estado la expulsión de Odebrecht por los trabajos en una hidroeléctrica.

Ahora la firma brasileña está inmersa en un escándalo internacional por la revelación de que coimó en varios países.

La oposición en Ecuador insinúa que Glas estaría en una lista con tal detalle. Él lo niega, y Correa lo defiende aludiendo al antecedente con Odebrecht.

En sus diez años en el poder, el mandatario ha reiterado la confianza en su amigo a través de diversas responsabilidades.

En agosto del 2009 lo designó como el primer ministro de Telecomunicaciones de su Gobierno, el mismo día en que creó esa cartera de Estado.

A los ocho meses lo movió al Ministerio Coordinador de Sectores Estratégicos, que trabaja con cinco ministerios.

Acosta y Villacreses, quienes conocieron a Glas al inicio del régimen, identifican distintos factores para su ascenso.

Acosta, quien integró el primer gabinete ministerial y luego presidió la Asamblea Constituyente, opina que fue por el “perfil bajo” que manejó.

“Fue ascendiendo en silencio, siempre a la sombra de Correa”, afirma Acosta, quien ahora es crítico del oficialismo.

Villacreses, actual asambleísta por AP, destaca que Glas supo ejecutar las disposiciones que recibía dada su “formación técnica”. Y cree que pasó de ser un ‘técnico’ a un ‘politécnico’.

Este perfil motivó al gobernante a cambiar la visión social que la Vicepresidencia tuvo con Lenín Moreno, el actual presidenciable en la lid, cuando Glas lo sucedió en mayo del 2013.

Le encargó el “cambio de la matriz productiva”, que alcanza a los sectores estratégicos del país y a los productivos.

En el marco de estas amplias funciones, Glas ha sido mencionado en medio de denuncias sobre presuntas coimas en contratos (de obras públicas y frecuencias radioeléctricas) y sobre supuestas irregularidades en contratos de toda índole.

Él ha instado a que se presenten las pruebas en su contra.

Y su amigo, Correa, ha reiterado que por él metería “las manos al fuego”. (I)

El técnico que ascendió ‘a la sombra’ de Rafael Correa
Política
2017-03-19T00:01:16-05:00
Es quizás uno de los hombres de más confianza del saliente presidente Rafael Correa, de cuyo gobierno no quiso ser parte, al inicio.
El Universo
Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Entérese a primera hora de las noticias de Ecuador y del mundo