Temas

Policía Nacional

ECU 911

Delincuencia

Seguridad ciudadana

Delitos


Creciente temor ciudadano por robos y asaltos en Guayaquil

Un conductor fue asaltado en la avenida Quito y Sucre. Otro en el km 5,5 de la vía a Daule. Un tercero fue atacado en la av. Pedro Menéndez, a la salida de los túneles. Todos iban a casa, habían salido de sus trabajos, a los tres amedrentaron con armas de fuego. Ellos contaron a EL UNIVERSO lo sucedido en distintos días de noviembre.

En la Unidad de Flagrancia del centro comercial Albán Borja, una mujer denunció que la madrugada del jueves 24, en Urdesa, junto a su novio tomó un taxi y que luego dos sujetos armados subieron a la unidad y se les llevaron tarjetas bancarias, relojes, teléfonos...

Otra ciudadana reportó que ese día sufrió el robo de su teléfono celular en el malecón Simón Bolívar. Contó que el ladrón aprovechó un descuido para supuestamente sustraerlo de su cartera. Un hombre dio cuenta de la desaparición, el viernes 25, de su motocicleta, que había dejado en el parqueadero de un centro comercial del norte. Otro aseguró que en un comisariato del norte, una mujer dijo que le habían robado la cartera, que la tenía en el carrito de compras.

Son ataques delincuenciales recientes, a vísperas de las fiestas de Navidad y fin de año, de una época de intensa actividad comercial. La Policía sostuvo que en estas fechas hay más incidencia delictiva.

El jefe policial del Distrito La Florida, coronel Fausto Buenaño, llamó a la ciudadanía a solicitar los servicios de custodia de dinero o encargo de domicilios, a través de llamadas al número de emergencia 911.

“El servidor policial lo acompaña, pero ha habido casos en que les han robado y la víctima reconoce que se confió de que la agencia bancaria estaba cercana a su domicilio”, manifestó Buenaño.

Respecto al encargo de domicilios indicó que allí el uniformado firma un acta, una especie de recepción de la casa; y sugiere medidas para reforzar la seguridad, que además incrementa los patrullajes en torno a la casa encargada.

Sugirió no salir a hacer compras con joyas, o accesorios que llamen la atención de delincuentes. Que estén acompañados si van al banco. O que no acepten caramelos o papeles de desconocidos cuando viajen en buses, ya que ha habido casos de ataques con escopolamina.

“Los hacen ir a los bancos a sacar valores o van a hacerles abrir las casas”, mencionó.

La semana pasada, la Policía, a través de la Subdirección Nacional de Investigación contra el Delito de Derecho a la Propiedad (Sidpro-BAC), detuvo a tres hombres y una mujer que habrían sido parte de una banda de sacapintas que actuaban en centros comerciales del norte de Guayaquil. La Policía, según el mayor Manuel Bajaña, jefe de la Sidpro-BAC, ya había apresado a cuatro integrantes más capturados en delito flagrante.

Este Diario solicitó a la Policía Nacional información sobre hechos delictivos en semanas recientes registrados en Guayaquil y las acciones que ejecutaba en contra de la delincuencia. Voceros refirieron que en los “próximos días” estaba prevista una rueda de prensa para difundir esas cifras.

Víctimas de la delincuencia

Intento de asalto a la salida de túneles
‘Aprovecharon el intenso tráfico y me apuntaron con armas’

El gerente de una empresa ubicada en el sur de la ciudad relató el intento de asalto que sufrió la semana pasada: “Al salir del túnel (hacia la avenida Pedro Menéndez Gilbert), a dos cuadras de distancia del túnel, el tráfico se hizo muy pesado al tal punto que paramos. De repente vi que una persona salía del lado derecho, por Puerto Santa Ana. Cruzó frente a mi carro, yo pensé que era una imprudencia, pero sacó su arma y apuntó al parabrisas. De forma inmediata vino otra persona por la parte de atrás y comenzó a golpear, también armado ese individuo, la ventana. Estuve a punto de entregar el celular. Yo dije bueno, quieren el celular, pero también me dio temor abrir la ventana. Dije no, yo acelero y aceleré, porque se produjo un pequeño espacio, el tráfico empezó a fluir un poco. Esta persona pegó un salto y disparó al aire. Yo me tomé un riesgo porque si no hubiese tenido un huequito por donde meterme, seguramente este tipo regresaba donde mí”.

Robo de vehículo
‘Se llevaron mi carro’

Un reportero gráfico reseñó el robo de su carro: “El viernes 25, luego de regresar matriculando mi auto, llegué alrededor de las 13:30 a la casa de mi madre en la ciudadela del IESS. Dejé parqueado como de costumbre mi carro en la calle principal y en menos de una hora se lo habían llevado. El sector no cuenta con cámaras de seguridad y peor con un puesto de vigilancia policial. He sido testigo de robos en esa calle. Jóvenes que salen a coger buses; los pillos los amenazan con pistolas”. (I)

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: