La palabra diaria: Mi fe es inquebrantable

Mi fe es inquebrantable. Sé que mis necesidades serán satisfechas.

Fe
Hoy comienza el Adviento, una temporada que me recuerda la capacidad ilimitada que tengo para experimentar la presencia divina. Gracias a la vida de Dios en mí, tengo las llaves del reino, las cuales abren las puertas hacia una vida plena y llena de gozo. Aunque tengo fe, quizás necesite invocar la paciencia o fortaleza según espero que se abra una puerta. Puede que necesite aplicar sabiduría y comprensión al tomar decisiones importantes. A lo mejor soy guiado a demostrar amor incondicional o generosidad. Las respuestas que busco llegan natural, y fácilmente. Sé que la ayuda que pueda necesitar está disponible. Las ideas divinas llegan a mí con claridad. Al avanzar durante la temporada de Adviento, lo hago con fe, paz, amor y gozo.

1 Corintios 16:13
Manténganse atentos y firmes en la fe; sean fuertes y valientes. (F)

 

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: