La cebolla está barata y en protesta productores la botan en las calles

Productores de cebolla de Santa Elena lanzaron ayer decenas de sacos del producto en la calzada y cerraron el paso vehicular en la avenida Carlos Julio Arosemena, a la altura del Ministerio de Agricultura, Acuacultura, Ganadería y Pesca (Magap) regional Guayaquil.

Los agricultores protestaron para exigir a esta cartera de Estado impida el ingreso de cebolla proveniente de Perú.

La manifestación de ayer no es la única, se repite. Los productores ambateños han hecho permanentes reclamos en los últimos meses; mientras que los cebolleros manabitas también regaron el producto en la calle, frente a la Gobernación de Manabí, en Portoviejo, el 7 de octubre pasado.

Ayer, en Guayaquil, durante casi 40 minutos estuvo cerrado el tránsito hasta que varios policías retiraron a los manifestantes y las cebollas.

Las filas de vehículos y de unidades de la Metrovía casi llegaron al Malecón del Salado por el trancón. Algunos conductores decidieron subir el parterre central para tomar la vía de en frente y salir del embotellamiento. Hubo quienes se llevaron en sus transportes varios sacos del producto.

En los exteriores de la sede regional del Magap, agricultores —con lágrimas en sus ojos— contaron que su situación económica es insostenible porque “la cebolla de contrabando” merma sus posibilidades de vender sus cosechas a un precio justo, a $ 10 el quintal.

Joel Magallanes, del sector Velasco Ibarra de La Libertad, Santa Elena, levantaba un letrero con el que exigía la renuncia de “la subsecretaria del Magap”. “Yo tengo ahorita mil sacos parados en el terreno, obligado a venderlo $ 5 (el quintal de cebolla peruana cuesta entre $ 3 y $ 5). Para ganar plata tengo que venderlo en $ 10, yo estoy perdiendo $ 3 mil por hectárea”, lamentó Magallanes, quien exige se impida el acceso de cebolla peruana al país.

Los perjudicados en Santa Elena, indicaron los protestantes, son aproximadamente 2 mil productores.

Ángel Zamora, otro de los agricultores que participaron en la manifestación, denunció que existen “irregularidades” en el uso del Comprobante de Origen Nacional de Productos Agrícolas (Conpa). Indicó que lo constataron en una veeduría realizada hace un mes en Zapotillo, en Loja, frontera sur.

“Ese es el certificado para que usted pueda movilizar una mercadería. Hemos encontrado que un mismo certificado (se usa) para cinco clientes diferentes, con cinco cupos diferentes. ¿Eso no es una irregularidad?”, señaló.

En horas de la tarde de ayer, el viceministro de Agricultura, Luis Valverde, ofreció ayudar a los productores. Entre las acciones, se ejecutarán controles para impedir el ingreso del producto de contrabando. (I)

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: