‘No tenemos qué comer’, se oye en Portoviejo

José Olmos
Viernes, 22 de Abril, 2016 - 00h00
22 Abr 2016
Portoviejo -

El policía eleva al máximo su tono de voz en el megáfono. “Por favor, respete la cola, si no, no podremos repartir la ayuda”, dice. Se dirige a cientos de madres con hijos en brazos, a personas de la tercera edad a hombres y mujeres jóvenes que forman una fila de casi tres cuadras, donde unos cuantos tratan de ingresar en ella.

La mayoría, como Verónica Morales, de piel tostada, 40 años y que calza chancletas, repite que hasta ayer, a las 11:00, no había recibido ningún apoyo luego del terremoto de magnitud 7,8 que el pasado sábado causó destrucción en localidades de Manabí, como Portoviejo, y en parte de Esmeraldas.

El griterío, la columna desorganizada y la búsqueda de víveres se da en la UPC de la terminal terrestre de Portoviejo, a menos de 10 cuadras del área que parece un campo bombardeado, donde 46 casas y edificios quedaron destruidos. Es un campo en ruinas y abarca casi 20 manzanas de la capital manabita de 230 mil habitantes.

Esos reclamos, de quienes se califican como necesitadas y con hambre, se expresan a menos de 10 cuadras donde los canes de la organización mundial de rescate K9 olfatean los escombros de cemento y hierro en busca de vivos o muertos.

Las columnas de esas personas son el símil, pero contrastado, de las caravanas de automotores que circulan día y noche por la vía Guayaquil-Jipijapa-Portoviejo o Manta, y por otras rutas que conectan a Manabí y Esmeraldas con provincias de la Costa y la Sierra.

En la ruta que parte de Guayaquil van camiones, tráileres, camionetas y autos cargados con ayuda de organizaciones privadas, de municipios, de amigos o de familias.

Un grupo de casi diez automotores es el de la Universidad del Azuay. Otro de General Tire. Y llevan carteles con mensajes como Solidaridad con nuestros hermanos. Un grupo de 10 camionetas y automóviles es de unos abogados y más profesionales de Guayaquil. “Es el tercer viaje que hacemos, nos vamos a El Matal (cantón Jama) y a otras comunidades rurales, a donde no llega mucha ayuda oficial”, refiere Patricio Gervis, uno de los integrantes.

Hay tres canales de distribución de esos aportes. Los directos como los de este grupo; aquel que va a las entidades del Gobierno y se canaliza por organismos estatales y el Ejército y Policía, y el que hacen las prefecturas, que lo coordinan con la de Manabí y va a comunidades rurales, según Adolfo Cevallos, director de Planificación de la Prefectura de Manabí.

Pero las quejas no cesan, ni las filas, ni los grupos que en los caminos manabitas piden caridad, como si fuera la época navideña de hace una década.

A la UPC de la terminal de Portoviejo, un camión militar llega con agua, leche y víveres cerca del mediodía de ayer. A los que hacen la fila se les coloca un sello, sin pedir documentos. Hay colas también en Manta, en Bahía, en Pedernales, en Jama y en más localidades.

A las 16:00, a la zona de la terminal terrestre de Portoviejo llega un tráiler con productos, protegido por un camión de militares. Se detiene. Y de pronto aparecen 10, 20, 50, 10, cientos de personas, que por poco se abalanzan sobre el pesado automotor. Este se marcha, seguido por los militares y por un cortejo de pobladores.

Un funcionario del Ministerio de Inclusión Económica y Social, que no da su nombre, justifica que el día anterior repartieron raciones en la UPC de la terminal. El alcalde de esta ciudad reconoce que es complicado el reparto, porque hay que organizar las raciones. Indica que el miércoles se dieron 2.000 unidades. Ofrece que mejorará el reparto, pero aclara que también hay gente que tiene, pero busca.

“No tenemos trabajo, la ciudad está paralizada y no tenemos qué comer”, dicen dos personas de la fila. (I)

2
mil raciones alimenticias se dieron el miércoles en Portoviejo.

‘No tenemos qué comer’, se oye en Portoviejo
Ecuador
2016-04-22T00:00:17-05:00
[VIDEO] El alcalde de Portoviejo dice que se mejorará la repartición de las donaciones.
El Universo
Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Entérece a primera hora de las noticias de Ecuador y del mundo  
 

Más noticias