Presidente Rafael Correa propone analizar ‘alta dependencia’ de los GAD

La alta dependencia económica de los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD) del país es un “problema de fondo” que para el presidente de la República, Rafael Correa, aún no ha sido discutido y debe ser resuelto para alcanzar cambios estructurales.

Así los mencionó ayer el primer mandatario en su enlace sabatino 467, desarrollado desde el estadio municipal del cantón Limón Indanza, en la provincia de Morona Santiago.

“Esto tiene que cambiar, tiene que haber mayor participación de ingresos propios en los municipios, y no porque se reduzcan las asignaciones del Gobierno Central, sino porque recauden más: agua potable, tasas por mejoras, impuestos prediales...”, explicó Correa.

Según cifras presentadas por el presidente en la cadena, en promedio, en el caso de los GAD municipales, sus presupuestos tienen un 15% de ingresos propios y el 85% corresponde a asignaciones gubernamentales. Esta sería la participación del Gobierno Central más alta de toda América Latina, dijo el primer mandatario.

En el caso de los gobiernos provinciales, en promedio, un 3% de ingresos propios conformaría su presupuesto y el 97% restante serían asignaciones del Gobierno Central. Por ejemplo, Guayas tendría el 1% de ingresos propios dentro de su presupuesto, mientras que el 99% de sus recursos llegaría del Estado. El GAD de Pichincha sería uno de los pocos gobiernos provinciales que aporta con un 20% de ingresos propios para su presupuesto.

La mañana del viernes último, en una entrevista en Morona Santiago, Correa anunció que trabaja en un paquete de reformas para incrementar los costos en cigarrillos, bebidas alcohólicas y bebidas azucaradas, en el que también se incluirá reformas para la asignación de los recursos de parte del Gobierno Central a los municipios.

Los gobiernos locales en principio reciben recursos que van proporcionalmente a los ingresos petroleros y a los ingresos tributarios. En este esquema, para Correa existe algo que no tiene sentido y debe ser discutido con las autoridades seccionales.

“Si yo calculo $ 10.000 millones de ingresos tributarios y por ley el 20% le corresponde a los gobiernos locales, entonces establece en el presupuesto $2.000 millones de asignación a estos gobiernos. Pero si la recaudación efectiva es de solo $5.000 millones, no es que le pago el 20% de $ 5.000 millones, le tengo que seguir pagando $ 2.000 millones, así se haya verificado que eso fue equivocado, irreal”, explicó.

Correa aspira a que este tema sea tratado este año, pues cree que las capacidades de generar ingresos propios de los gobiernos locales deben mejorar pronto. (I)

Te recomendamos estas noticias

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: