Murió mujer operada de quiste con catéter

Sara Moreira Román, de 73 años, la mujer que fue operaba el pasado viernes en el hospital Abel Gilbert Pontón (Guayaquil) con la técnica del drenaje guiado, para extirparle un quiste hidatídico (de hígado) de 25 cm de circunferencia, falleció la tarde de ayer a las 14:00 en esa casa de salud.

Moreira era la primera paciente a la que se le realizaba esa intervención en el hospital de forma gratuita. Su hija Sara Chamorro acudió ayer a la Fiscalía del cuartel Modelo para denunciar a uno de los médicos que actuó en el procedimiento por homicidio inintencional, según el documento.

Chamorro, que estaba visiblemente consternada, señaló que su madre salió bien de la operación el viernes pasado y la llevaron a su casa. “Salió por sus propios medios, caminando, y estaba bien. La llevé a la casa y todo estaba bien hasta el lunes que le tocó consulta en el hospital”, expresó.

Según ella, la consulta de ese día era para la limpieza del catéter. “Ella estaba muy bien, hasta la llevé en colectivo. El doctor me dijo para ponerle alcohol; yo le dije doctor no le ponga y él me dijo: no se preocupe mijita que no va a pasar nada”, indicó la hija, quien recordó que “al sacarle el catéter, mi mamá le agarró la mano al doctor y se quedó dormida. Ella se puso morada”, describió Chamorro.

Según la denuncia, a Moreira “le suministraron cinco jeringuillas de 50 mililitros cada una con un líquido de nombre etanol”. Sus familiares señalaron que la mujer no volvió a reaccionar hasta su deceso, ayer.

“Ella estaba en un tipo de coma, no sentía nada, no reaccionaba”, manifestó su nieto Jorge Cedeño, quien al igual que Chamorro desacreditaron una supuesta versión del hospital que señalaba que su madre había fallecido por complicaciones en los riñones.

“Ellos dijeron eso, después que le había dado un derrame, pero le hicimos la tomografía y mi madre estaba bien”.

En tanto, el informe estadístico de defunción número 0077203, que emitió el hospital, señala como causa de la muerte “enfermedad tóxica del hígado, toxicidad por etanol”.

 

Detalles: Versión de hospital
Caso en investigación

La operación fue autorizada por ella (paciente) y salió bien, pero pudo haberse complicado por otros factores. A lo mejor hubo una reacción contraria del organismo, dijo el doctor William Muñoz, director asistencial (e) del hospital. Afirmó que el etanol se usa para cauterizar la operación. “Eso no se deja en el interior, sino que se lo extrae”, refirió el médico, quien indicó que investigan el caso.

Suscríbete y recibe más noticias directamente en tu correo
Correo: