Martes 12 de marzo del 2013 País

Portoviejo celebra fundación y reclama servicios básicos

PORTOVIEJO

PORTOVIEJO. La tarde de ayer estaba prevista la inauguración del puente Puerto Real que tiene un costo de $ 2,2 millones. Con esta obra se festeja hoy los 478 años de fundación española de la capital manabita.

PORTOVIEJO. La tarde de ayer estaba prevista la inauguración del puente Puerto Real que tiene un costo de $ 2,2 millones. Con esta obra se festeja hoy los 478 años de fundación española de la capital manabita.

Reclamar por agua potable, calles en buen estado y que no colapsen otros servicios básicos se ha vuelto una costumbre en Portoviejo, capital manabita con 250 mil habitantes en la zona urbana y rural.

Hoy, la ciudad celebra sus 478 años de fundación española, sin embargo, vive en un retroceso, recuerda Mario Cárdenas, residente de la parroquia Andrés de Vera. “Ya no aguantamos tanto abandono. No hay agua, el sistema de alcantarillado colapsa, necesitamos renovarnos todos, desde autoridades hasta sus hijos, que a veces me da la impresión que se conforman con esta triste suerte”, expresa.

Con ironía señala que mientras en las calles se clama por agua, en las sesiones del Concejo Cantonal se analizan leyes a favor de tenencias de perros y gatos y hasta en la sesión solemne –que empieza a las 11:00 de hoy– se hará un reconocimiento a una fundación que rescata a esos animales de las calles.

Será una de las 36 instituciones o personas que se condecorará en este acto. En el grupo constan cuatro clínicas de Portoviejo que también recibirán el reconocimiento al mérito servicio comunitario en el ámbito de la salud: clínicas Garay, Galeno, Yanqui y Mamá Ángela, esta última de Raúl Menéndez, concejal (PAIS).

En tanto, a las 07:00 de ayer se realizó la izada de banderas en la explanada del Municipio y luego se ubicó una ofrenda floral en el monumento a Francisco Pacheco, fundador de la urbe. A las 09:00, en la Catedral se cumplió una misa de gracias.

Al final de la tarde, el alcalde Humberto Guillem tenía previsto entregar el puente Puerto Real, con el que se abre una nueva ruta de descongestionamiento desde el centro de Portoviejo hacia el este, sobre todo con dirección a las nuevas estructuras del hospital de Especialidades y el Ecu 911 que se edifican en la vía a Santa Ana.

Pese a la entrega del puente, cuyo costo supera los $ 2,2 millones, uno de los accesos sobre la calle Ricaurte no estará listo porque se debe mejorar la vía.

La principal queja de los portovejenses es la falta de agua potable y los deficientes servicios de alcantarillado y recolección de basura. El pasado 1 de marzo decenas de dirigentes de esta ciudad irrumpieron en la sesión del Concejo y exigieron cambios urgentes para la urbe. “No venimos a tirar piedras sino a reunirnos todos para sacar a Portoviejo de la desidia, pero por favor en forma urgente”, relató Mercedes Cedeño, presidenta del comité barrial La California.

Guillem pidió reunirse el 18 de marzo con dirigentes para promover estrategias que busquen los cambios urgentes para los portovejenses, cuyos habitantes de la zona rural también son afectados con las lluvias y la crecida del río Portoviejo.

Enlace corto: