Nuevos sismos asustan y ponen en alerta a México

AFP-AP
MÉXICO.- Dos fuertes sismos, el mayor de ellos de 6,9 de magnitud según el servicio geológico de EE.UU. sacudieron ayer en la madrugada la costa mexicana sobre el océano Pacífico, frente a la península de Baja California Sur, sin provocar daños o víctimas.

El mayor sismo, que ocurrió en el mar a las 00:15, entre la Península de Baja California y el estado de Sonora, sacudió el noroeste mexicano, donde despertó a numerosos habitantes de la zona del golfo.

Un día antes, otro movimiento telúrico, de 6,5 grados, bamboleó edificios que fueron desalojados en la capital mexicana. Ninguno de ambos temblores causó daños ni víctimas.

Los fuertes movimientos originados desde el pasado 20 de marzo en al menos tres puntos de la costa del Pacífico de México y que no han provocado daños mayores, mantienen alerta a organismos de socorro y a la población, en un país que vive con la amenaza latente de un fuerte terremoto.

"Sabemos, que estos sismos no son el gran sismo esperado en México, tenemos escenarios mucho más delicados que amenazan a nuestro país y que no sabemos cuándo van a ocurrir, pero que sabemos van a ocurrir", dijo en conferencia de prensa Laura Gurza, directora del estatal servicio de Protección Civil, quien agregó que los nuevos sismos han obligado a las autoridades a reforzar los planes de prevención.

El sismo del pasado 20 de marzo, de 7,4 grados, provocó dos muertes y afectó a miles de viviendas en los estados de Oaxaca y Guerrero.

Según el Servicio Sismológico de México, la actividad telúrica se ha incrementado en la costa del Pacífico en estas tres semanas con más de 400 sismos, en una zona donde se registra una amplia acumulación de energía en las cuatro placas tectónicas que confluyen: la de Cocos (que viene desde Centroamérica), la del Pacífico, la Norteamericana y Rivera.

"Hasta las 12:00 de ayer, se han reportado: 394 réplicas del sismo de Ometepec, 19 réplicas del sismo de Michoacán y ocho réplicas del sismo de Guerrero Negro", indicó un reporte de la entidad, responsable de la red de sismógrafos en México.

Mientras, el balance del potente sismo de 8,6 seguido de una réplica de 8,2, ayer en Indonesia arrojaron que cinco personas murieran y algunos daños materiales.