Llegó a Colombia narco capturado en Ecuador

AFP
BOGOTÁ.- El colombiano Juan Carlos Calle, hermano de los líderes del grupo narcotraficante Los Rastrojos, llegó este domingo a Bogotá procedente de Ecuador, donde fue capturado el pasado viernes, informó la Policía.

Calle fue trasladado la mañana de este domingo desde Quito en un avión de la Policía colombiana hasta Bogotá, donde fue llevado a instalaciones de la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijin), dijo la oficina de prensa de la Policía.

El colombiano, que fue capturado el pasado viernes en las afueras de Quito, llegó en "calidad de expulsado", dijo la institución en un comunicado.

Colombia había solicitado una orden de captura internacional de la Interpol contra Calle para que cumpla una condena pendiente en el país de cinco años de cárcel por concierto para delinquir.

Enlace desde Ecuador
Calle "era considerado el enlace internacional de la banda criminal de Los Rastrojos en el tráfico de cocaína de Ecuador hacia mercados de Europa, México y Centroamérica", dijo este domingo a la prensa Luis Alberto Pérez, director antinarcóticos de la Policía.

Pérez también anunció la captura de dos mujeres y un hombre a los que se acusa de integrar una organización de narcotráfico y lavado de activos al servicio de Los Rastrojos.

Los presuntos narcotraficantes, que cuentan con órdenes de extradición por cortes de Miami (sureste de EEUU) y Nueva York, fueron detenidos en tres operativos desarrollados en las ciudades de Pereira, Barranquilla y Medellín.

El sábado, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, agradeció a las autoridades ecuatorianas la colaboración para localizar a Juan Carlos Calle, hermano de Luis Enrique y Javier Antonio, considerados los jefes máximos de Los Rastrojos, uno de los principales grupos narcotraficantes colombianos.

Juan Carlos Calle, de 39 años, se encontraba en Ecuador desde 2007 y utilizaba una fachada de inversionista, informó el ministro del Interior ecuatoriano, José Serrano.

Autoridades acusan a Los Rastrojos de nexos con el cártel mexicano de Sinaloa y de proteger al costarricense Alejandro Jiménez (alias Palidejo), detenido el lunes en Colombia por el asesinato del trovador argentino Facundo Cabral el año pasado.

Colombia y Ecuador reimpulsaron su cooperación bilateral después de que a finales de 2009 reanudaran sus relaciones diplomáticas, rotas en marzo de 2009 por un ataque militar colombiano contra la guerrilla de las FARC en territorio ecuatoriano.