COE declaró a Chone en alerta máxima por inundación

El cantón manabita Chone sufre este martes una nueva inundación, tras la lluvia que se presentó desde anoche, provocando el desbordamiento del río del mismo nombre de la ciudad. Con esta, ya es la séptima ocasión que la población sufre los estragos del fuerte invierno.

El Comité de Operaciones Emergentes (COE) declaró al cantón en alerta máxima ante esta situación.

La secretaria nacional de Gestión de Riesgos (SNGR), María del Pilar Cornejo, llegó esta tarde a Chone para analizar la situación, e indicó que no se decretará el estado de excepción para el cantón o para Manabí, al indicar que todos los gobiernos seccionales todavía pueden controlar la emergencia.

La autoridad informó que para paliar los efectos de las lluvias se destinarán 2.500 raciones alimenticias que se utilizarán durante 15 días, una bomba para sacar el agua empozada en las calles, y una planta potabilizadora de agua.

También llegaron al cantón la ministra de Salud, Carina Vance, quien recorrió el hospital del cantón; y el secretario nacional del Agua (Senagua), Walter Solís, quien tomó un helicóptero para observar los sitios afectados.

A las 23:20 del lunes sonó la sirena del Cuerpo de Bomberos alertando a toda la población de la nueva inundación; el 90 % del cantón se encuentra anegado y algunas viviendas ubicadas en zonas bajas del cantón han quedado completamente bajo el agua.

Además, 5 de las 7 parroquias rurales de Chone se encuentran anegadas por el temporal; ante esto, el alcalde Ítalo Colamarco pidió ayuda a las entidades gubernamentales y personas particulares para afrontar la situación.

Se solicitó vituallas, además de agua potable, ya que la planta potabilizadora colapsó al quedarse inundada, por lo que los pobladores que están en los albergues carecen del servicio en la actualidad.