Hospitales empiezan a llenar vacantes, tras renuncias forzadas

Los hospitales públicos empiezan a llenar las vacantes dejadas por los médicos, enfermeras y profesionales de la salud, tras el despido ordenado por el Ministerio de lo Laboral.

En el Eugenio Espejo ya se busca llenar vacantes con 62 profesionales. El fin de semana pasado se publicó en la prensa capitalina el requerimiento de 12 médicos entre cirujanos, internista, oftalmólogo, patólogo y de 50 puestos para enfermeras, bajo la modalidad de servicios ocasionales, aunque para este último cargo se requerirían 150.

Esa casa de salud informó que la atención se normalizará en “algunos días” y se agregó que “los inconvenientes generados por la compra de renuncias, de a poco van solventándose con medidas temporales y otras a mediano plazo que respondan a la demanda de los usuarios”. Entre esas medidas está solicitar que otros médicos cubran a los especialistas. Livinov Lalama, gerente del hospital de especialidades, indicó que la contratación de estos profesionales es fundamental para ampliar el nivel de cobertura y mejorar la atención. Sin embargo, los usuarios se quejan porque sus cirugías fueron suspendidas debido a la falta de médicos. Aunque las autoridades aseguran que se cubren estos vacíos con otros especialistas. En este hospital el coordinador de la clínica de VIH Sida, Carlos Arroba, fue despedido.

El secretario general de la coalición de personas viviendo con VIH, Edwin Hidalgo, pidió que independientemente de la remoción de médicos, se garantice el derecho a la atención de los pacientes y esta no sea interrumpida.

Hasta el momento no se ha registrado casos al respecto.

Otra de las preocupaciones es que en el caso de Guayaquil se llevaron las computadoras de los médicos que atendían a los pacientes con VIH. “Esperamos que se respete la confidencialidad de la información que se encontraban en esos computadores”, pidió Hidalgo.

Según la Fundación Jóvenes contra el Cáncer existen dos pacientes que están en condiciones críticas en Ambato y Quito debido a la falta del medicamento azacitidina que actúa ayudando a la médula ósea a producir glóbulos rojos normales y destruyendo las células anormales presentes en ella.

Sin embargo, los encargados de la compra del medicamento del Programa de Protección Social del Ministerio de Inclusión Social ya no están. Según el personal de la Fundación no hay funcionarios que realicen el trámite en las aduanas para recibir el medicamento que requieren los jóvenes.

Ayer los trabajadores de la salud amparados en el Código de Trabajo aguardaban afuera del Ministerio de Salud. Unos 24 despedidos del hospital Pablo Arturo Suárez buscaban que se arreglen sus indemnizaciones. La presidenta de la Asociación de Empleados y Trabajadores de este hospital, Rosa Elena Guerrero, también despedida, exigió que se los liquide adecuadamente. La auxiliar de enfermería reclamó el trato de las autoridades que acusaron a los despedidos de corrupción.

Reacción: ANTE DESPIDOS

Camilo Morán
Cardiólogo
“El presidente les da oportunidades hasta a los criminales. A los choneros les ofrece amnistía (...) ¿A nosotros qué opción; la calle?”.

Plantón de médicos

Gremios unidos
La Federación Médica y el Colegio de Médicos del Guayas realizaron ayer un plantón en la plaza San Francisco, en el centro de Guayaquil, para rechazar la compra de renuncias aplicada por el Gobierno.

Piden reintegros
Orly Oyague, presidente de la Federación Médica, con megáfono, dijo que la lucha para que los cesados vuelvan a sus puestos debe ser a la par en las cortes de justicia y en las calles del país.

Alerta
Luis Serrano, vicepresidente del Colegio de Médicos, dijo que los despidos no fueron planificados, ya que sacaron a especialistas y denunció que con un acuerdo ministerial se pretende dar esa calidad a doctores que llevan poco tiempo en el servicio público.