Homologación vehicular se aplicará a toda la transportación pública

En cumplimiento con el artículo 86 de la Ley de Tránsito, Transporte Terrestre y Seguridad Vial, que establece la homologación vehicular de medios de transporte, desde mayo pasado se desarrolla la socialización del proceso que se prevé implementar en el país a principios del próximo año.

La homologación vehicular es la certificación que la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) otorgará al modelo y versión de vehículo destinado al servicio de transporte, que cumpla con las normas técnicas establecidas por el Instituto Ecuatoriano de Normalización (INEN) y leyes vigentes en este ámbito.

Dicho proceso se aplicará únicamente a los vehículos nuevos, sean importados o ensamblados en el país, que van a ser comercializados en el territorio nacional.

Si el modelo y versión del automotor no es homologado no podrá matricularse.

"Se revisa solamente un carro por cada modelo, si este cumple con las especificaciones técnicas es aprobado y por ende, el resto que sean iguales pueden ingresar al parque automotor", explicó Flavio Cotacachi, técnico de la ANT.

Una de las dudas que los representantes de las compañías ensambladores y comercializadoras manifestaron fue qué pasará con los modelos de carros que tienen varias versiones.

Ante esta inquietud, el técnico enfatizó que todas las versiones deberán someterse a la homologación vehicular.

El ente acreditado para revisar el cumplimiento de los requisitos establecidos en las normas INEN es el Centro de Transferencia Tecnológica para la Capacitación e Investigación en Control de Emisiones Vehiculares (Ccicev) de la Escuela Politécnica Nacional, con sede en Quito.

"Una vez que ellos emiten un informe de conformidad, de cumplimiento con la norma, la Agencia Nacional de Tránsito emite el certificado de homologación y define para qué aplican estos vehículos, sea para transporte escolar, transporte urbano, transporte interprovincial, intraprovincial, de carga liviana, carga pesada o taxis", añadió el técnico.

Previo a la aprobación de calidad los automotores serán sometidos al número necesario de pruebas y ensayos en las instalaciones del Ccicev.

Los encargados de solicitar a la ANT la homologación serán los representantes legales o fabricantes del vehículo.

En el caso de los automotores ensamblados en el país serán las compañías Aymesa, Maresa, Mavesa, General Motors o sus representantes, según explicó Flavio Cotacachi.

Las carrocerías de fabricación nacional e importadas también deberán someterse al mencionado proceso.

Asimismo, indicó que debido a que la mayor cantidad de fabricantes de carrocerías en el país se encuentra en Ambato, en esta ciudad ya se está capacitando a dueños y trabajadores de talleres que realizan este trabajo de forma artesanal.

"Estamos haciendo proyectos para que la gente se capacite, esto no es para quitarles el trabajo, más bien es para direccionarlos y que ellos tengan un proceso definido que les permita ahorrar materiales", dijo el técnico de la ANT.

Cada norma INEN establece requisitos técnicos del motor, chasis, dimensiones de las carrocerías, distribución de asientos, elementos internos, materiales de las carrocerías, señalización, especificaciones de emisiones de gases contaminantes, entre otros factores.

En este contexto, la asambleísta Consuelo Flores, promotora de la socialización del proyecto, refirió que uno de los objetivos de la homologación vehicular es salvaguardar la seguridad de los usuarios del transporte público en sus diferentes modalidades.

Agregó que la homologación permitirá, entre otras cosas, reducir la emisión de gases contaminantes, mejorar la calidad de las carrocerías metálicas para que tengan proyección para exportarse y más control del parque vehicular.

"Este proceso (homologación) es una herramienta para proteger al consumidor", acotó la asambleísta.

La ANT continuará con la difusión de la homologación vehicular durante agosto en Cuenca y Agosto.

Fabricantes de carrocerías y representantes de las concesionarias de vehículos podrán participar en la actividad.