Hospitales públicos utilizaban programas piratas


QUITO.- La consultora Gens Sapiens entregó al Ministerio de Salud Pública (MSP) un informe en el que establece que en los ocho hospitales más grandes del país se utilizan programas informáticos sin licencia legal.

En el documento, que llegó a la cartera de Estado el 20 de enero pasado, indicó que en esos hospitales "el 90% del software de sistema operativo y de herramientas de escritorio, Windows y Microsoft Office, instalado en los computadores carece de licencias de uso". Y agregó que el mismo problema se presentaba en el software de antivirus.

Los hospitales denominados emblemáticos son el Eugenio Espejo y el Baca Ortiz (de Quito), el Abel Gilbert Pontón y el Ycaza Bustamante (de Guayaquil), el Verdi Cevallos (de Portoviejo), el Delfina Torres (de Esmeraldas), el Alfredo Noboa (de Guaranda) y el Hospital General de Macas.

Gens Sapiens realizó este estudio porque el MSP la contrató en septiembre del año pasado para que, entre otras cosas, identifique los conflictos de los ocho hospitales públicos más grandes del país, sugiera ajustes y acompañe en la implementación de correcciones.

En el informe, la consultora también recomienda, luego de un análisis técnico, la adquisición de un software hospitalario llamado Hosvital. Pero tres proveedores extranjeros cuestionaron el que se les haya incluido en ese análisis comparativo, cuando no habían entregado propuestas al MSP ni a Gens Sapiens.

El documento describió el caso específico de cuatro casas de salud que utilizaban software sin licencia. Señaló que en el hospital Eugenio Espejo, el 56% de equipos de computación tenían instalado un sistema operativo no autorizado, que el 14% contaba con la autorización de Microsoft y el 30% tenía Linux, un sistema de código abierto y sin costo.

Encontró, además, que el 63,6% de los equipos de ese mismo hospital usaban programas de oficina Microsoft sin licencia; y que el resto, el 36,6%, utilizaba Open Office, un programa con código abierto y de distribución gratuita.

Con respecto al hospital Abel Gilbert, el estudio de Gens Sapiens determinó que el 98,6% del sistema operativo utilizado es Microsoft, pero que la casa de salud no tenía licencia para usarlo; y que en los demás, el 0,04%, de los equipos habían instalado Linux.

Asimismo, la consultora estableció que ningún software de oficina, también de marca Microsoft, cuenta con la respectiva autorización para su uso.

Esto último se repitió en el Centro de Salud de Calderón (Quito). Además, según Gens Sapiens, el 13% del sistema operativo de este centro fue adquirido a Microsoft, mientras que el resto -de la misma marca- funciona sin permiso.

En el informe también se advirtió que en el Hospital General de Macas, el 44,4% de los equipos cuentan con un sistema operativo cuya licencia fue adquirida a Microsoft, pero que el resto -el 55,6%- se encontraba con programas que no estaban autorizados. Mientras que todo el software para oficinas en este hospital funciona sin licencia.

Detalles: Programas
Propiedad intelectual
El Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI) abre procesos administrativos contra los posibles infractores, siempre que los afectados hagan una denuncia formal.

Fiscalía
Si el IEPI verifica que se usó software sin licencia, pone una denuncia en la Fiscalía, que inicia un proceso penal. La máxima sanción es de 3 años de prisión y una multa que supera los $ 13.000.