Un custodio de exfiscal asesinado durante asalto

Un disparo en el pecho terminó con la vida de Marco Antonio Carrillo Avecillas, de 25 años, quien trabajaba como guardia de seguridad con el exfiscal Héctor Vanegas y Cortázar.

El crimen ocurrió a las 22:00 del pasado miércoles en la ciudadela Los Álamos, en el norte de Guayaquil, en los exteriores de la vivienda de Vanegas.

El exrepresentante del Ministerio Público relató a la prensa que mientras esperaba a su esposa dentro de su vehículo, cuyas características no mencionó, un carro verde oscuro, sin placa, se estacionó delante.

“A lo que me cerró salieron tres hombres armados con gorros, más o menos colombianos, eso motivó a que yo me baje del carro, me ponga de rodillas y extienda los brazos para que se lleven todo lo que querían”, comentó ayer Vanegas.

Añadió, después, que “lamentablemente Marcos Carrillo (la víctima) abrió la puerta del garaje al escuchar la bulla y los bandidos creyendo que él estaba armado le dispararon”.

Carrillo, según la denuncia que presentó Vanegas, cayó malherido en la sala del domicilio; mientras los delincuentes terminaron de robarle un reloj, 2 cadenas y una esclava. Luego huyeron en el mismo carro.

A los pocos minutos Carrillo fue trasladado de urgencia en una ambulancia hasta la clínica Kennedy Alborada, donde se comprobó su fallecimiento.

La víctima llevaba trabajando como custodio alrededor de tres años. Vanegas aseguró que el crimen es consecuencia del robo que sufrió y descartó que se trate de un atentado personal. No obstante, dijo que la intención de los ladrones era realizarle un secuestro express.

Pese a que el subjefe de la Policía Judicial del Guayas, Jorge Flores, no quiso ahondar en detalles sobre el asunto, Vanegas indicó que la Policía le informó que los delincuentes ya venían cometiendo varios robos en la zona norte de la urbe.

“Ya los estaban buscando tal como me lo dijo ayer (miércoles) la Policía”, sostuvo Vanegas, mientras que Flores dijo que “esas son las declaraciones del señor doctor Vanegas, nosotros somos responsables por lo que decimos y yo he dicho que estamos procesando y recabando información del caso”.

Hasta la morgue llegó la madre de Carrillo, Yolanda Avecillas, quien exigió encontrar a los responsables del crimen. “Yo lo único que exijo es justicia”.

Contó que su hijo era soltero y se había convertido en el sustento de su hogar.

El cuerpo de Carrillo fue llevado hasta su casa en Sauces 1, donde está siendo velado.

Más datos: Exfiscal
Critica
El exfiscal Héctor Vanegas y Cortázar criticó que la Ley de Armas prohíba que los guardaespaldas porten armas. “Los guardias no pueden estar armados y las personas particulares no podemos portar un arma. Teníamos que defendernos con las manos y ahí están las consecuencias”.

Protección
Vanegas indicó que pese a que él se encuentra en el programa de Protección de Víctimas y Testigos de la Fiscalía, no tiene custodia policial. “Yo tengo que pagar mi propia custodia”, dice.