Reubicado personal vinculado con mal estado de hospitales

El anuncio de sanciones a responsables por la muerte de neonatos en hospitales públicos y el estado precario de estos contrasta con lo que sucede en el Ministerio de Salud Pública (MSP), donde se observa la reubicación de funcionarios vinculados con estos casos.

El presidente Rafael Correa y el ministro de Salud, David Chiriboga han reconocido la “negligencia e indolencia” de personal del MSP en la crítica situación de hospitales públicos y han prometido investigaciones y sanciones a los responsables.
 
Los casos más graves se han detectado en hospitales de las ciudades de Guayaquil, Santo Domingo y Loja, con la muerte de neonatos, la presencia de bacterias y falta de higiene.

El pasado 18 de marzo, tras una visita al hospital Gustavo Domínguez, de Santo Domingo, Correa y Chiriboga, anunciaron la remoción de la viceministra de Salud. Pero, la encargada de esa función, Carmen Laspina, volvió al cargo de directora nacional de Salud.

Un día antes, el ministro anunció la destitución del director provincial de Salud de Santo Domingo de los Tsáchilas, Jaime Jaramillo; de la directora del Gustavo Domínguez, Katalina Sandoval; y del director administrativo de esa casa de salud, Eduardo Chiluisa, por las “pésimas condiciones” de ese centro hospitalario.

Jaramillo, funcionario administrativo del MSP, volvió a su cargo de médico del subcentro de salud Augusto Egas en Santo Domingo. Sandoval estaría laborando en un consultorio particular y se desconoce la situación de Chiluisa.

Mientras, el pasado martes en Guayaquil, se confirmó la renuncia de Yuri Patiño, a la dirección Provincial de Salud de Guayas, y una fuente de esa entidad aseguró que Patricia Parrales dimitió a la dirección del hospital de Niños Francisco de Icaza Bustamante, aunque ayer esta negó esa información.

Ambos funcionarios tienen partidas administrativas del MSP. Fuentes vinculadas al área de la salud dijeron que Parrales volvería a la jefatura del área de Emergencia de ese hospital de niños en Guayaquil. Mientras, Patiño volvería a la Dirección de la Maternidad del Guasmo Matilde Hidalgo de Procel.

El pasado 17 de marzo, en Loja, Daniel Astudillo, renunció a la dirección del hospital Isidro Ayora, para seguir su labor de médico de forma particular.

En tanto, delegados del Ministerio de Salud en Quito, evaluaron ayer, de forma sorpresiva, el hospital público Luis Gabriel Dávila, de Tulcán.

Hernán Yépez, director de la casa de salud, explicó que los de delegados del MSP realizaron una valoración y verificación de las áreas físicas de neonatología, ginecobstetricia y del servicio de emergencia.

Además realizaron un recorrido por el resto de salas y evaluaron las historias clínicas para determinar la calidad de atención que se da a la madres embarazadas, dijo el galeno.

Se evaluaron 30 historias clínicas y se registraron todos los equipamientos y las necesidades que pueden presentar la institución.

Yépez, indicó que respecto a la denuncia que existe en la Fiscalía, sobre una supuesta mala práctica médica presentada por el conviviente de una mujer embarazada que perdió a su bebé después de nacer, dijo que el hospital remitió la información solicitada por la Fiscalía. Ahora está a la espera de la determinación de responsabilidades, para proceder a la sanción respectiva.