Personas con discapacidad recibieron sillas de ruedas

Fausto Salvador Gavilánez, de 69 años, recordó ayer el malecón Simón Bolívar de hace 60 años, cuando ahí vendían chocolate y pan de Ambato.
Siendo niño, una poliomielitis le afectó las piernas, privándolo de la facultad de caminar y de poder movilizarse a este lugar durante décadas.

Ayer fue la excepción, Gavilánez estaba feliz y levantaba sus pulgares mientras estaba sentado en su nueva silla de ruedas, en la que pudo conocer las nuevas obras del Malecón.

Alrededor de 200 personas con historias similares a la de Fausto recibieron ayer sillas de ruedas que el Municipio de Guayaquil entregó con la contribución de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días y el apoyo de la Fundación Ecuador.

El alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, expresó que “hacer es mejor que hablar, pero mejor que hacer es hacer bien y así es como se tiene que proceder”.

Según el director de Asuntos Públicos de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, Gunther Vaca, se adquirió un total de 500 sillas que ellos se encargaron de importar desde China.

El directivo indicó que hay sillas de distintas medidas que van desde las 12 pulgadas hasta las 20 y se las entregan de acuerdo con el peso y altura del beneficiario.

Las personas con discapacidad interesadas en obtener una silla de ruedas deberán reunir los siguientes requisitos: copia de cédula a color, certificado médico, foto de cuerpo entero, copia del carné de discapacidad entregado por el Consejo Nacional de Discapacidad (Conadis) y llenar la inscripción.

Podrán acercarse a las oficinas de la Dirección de Acción Social y Educación (DASE) en el Palacio Municipal (Diez de Agosto) o a la Fundación Ecuador, ubicada en la calle Carchi 704 y avenida 9 de Octubre, durante el transcurso de la próxima semana.