Involucrado en trío amoroso con su padre se ahorcó

Una fuerte depresión habría llevado a Jhonatan Carlos Pauta Vanegas, de 19 años, a tomar la decisión de ahorcarse para quitarse la vida.

El joven fue encontrado muerto a las 17:50 del pasado domingo, en la habitación 14 del hotel New York, ubicado en las avenidas Las Esclusas y 25 de Julio, sector del Guasmo central, en el sur de Guayaquil. María Chóez, empleada del lugar, relató a la Policía que cuando acudió a la habitación para informarle a Pauta que se había cumplido el tiempo de la estadía, el joven no respondió a la puerta.

Insistió varios minutos hasta que Arturo Montalvo, dueño del hotel, le ordenó abrir el cuarto con el duplicado de una llave. Ambos se sorprendieron al observar a Pauta guindado del cuello en el soporte del televisor.

 “Rápido, corté la piola para tratar de salvarle la vida, pero ya estaba muerto”, recordó Montalván, quien sostuvo que la víctima llegó en estado etílico a las 10:45 de ese día y alquiló el cuarto por ocho dólares.

Chóez indicó, según un parte policial, que notó deprimido a Pauta, quien pidió dos cervezas que dejó intactas en el cuarto.

El supuesto suicidio ocurrió casi cinco meses después de que Charles Pauta Suárez, padre de Jhonatan, se quitó la vida tras matar a su conviviente Silvana Morales Moreira.

Los Pauta y Moreira estuvieron involucrados en un triángulo amoroso que se rompió el 10 de diciembre del año pasado con las muertes del progenitor del joven y su madrastra, en ese entonces de 38 y 22 años, respectivamente.

Aquel tiempo, Jhonatan Pauta reconoció haber mantenido una relación sentimental con Silvana Morales, después de que su padre viajó a Italia y lo dejó con ella en su casa de la coop. Primero de Agosto, del Guasmo central.

Cuando Charles Pauta volvió del exterior y se enteró de la nueva relación, habría obligado a Moreira a regresar con él y vivir en La Florida, en el norte.

Antes del crimen pasional, Pauta le envió un mensaje de texto a su hijo diciéndole: “voy a terminar de una vez por todas tu sufrimiento y el mío...”.

Ayer la familia del joven no quiso hablar de lo ocurrido.