Lunes 09 de mayo del 2005 El Gran Guayaquil

La batalla de la Carreta

Calendario histórico

Un episodio significativo que consolidó el triunfo de la revolución liberal, que lideró el general Eloy Alfaro Delgado, fue la denominada Batalla de la Carreta o de las pampas de Puerto Pilo, el 9 de mayo de 1895.

El militar Manuel Serrano Renda estuvo entre los protagonistas más destacados de esa jornada que se dio en la provincia de El Oro.

Como antecedentes de esta acción bélica hay que mencionar la protesta nacional que se radicalizó por el vergonzoso caso del ‘alquiler’ de la Bandera. Así, el 2 de mayo de 1895 el entonces coronel Manuel Serrano se sublevó en El Guabo y con apoyo de las tropas rebeldes que formó de sus propios recursos tomó Pasaje y Santa Rosa, menos Machala, donde las fuerzas gobiernistas continuaban infranqueables.

Fueron duras las horas de apremio y ardua labor cuando los rebeldes liberales conocieron de la llegada de un contingente apoyado con armas de artillería, que hacía peligrar el propósito de intención de apoderarse de la capital orense.

Entonces, según la estrategia de Manuel Serrano, los revolucionarios pasaron de El Guabo a Santa Rosa y de allí a Machala. El 8 de mayo ocurrieron pequeños enfrentamientos pero al día siguiente se generalizó el combate.

Finalmente, el 9 de mayo, Elías Puyano, Juan Borja, Federico Irigoyen y otros comprometidos con la causa acometieron un certero asalto e incautaron la carreta, en la que las fuerzas gobiernistas de  Vicente Lucio Salazar, encargado del poder por la renuncia del presidente Luis Cordero, transportaban un cañón y una ametralladora, que resultaban suficientes para causar bajas y trastocar los planes de los  rebeldes.

Desenlace
Cuando se puso término a los duros combates que se prolongaron hasta después del mediodía, se logró la capitulación que acordaron el gobernador Baquero y los comisionados del general Serrano.

El 10 de mayo hubo otras esporádicas refriegas más. Los miembros de la columna Alajuela, el escuadrón Libertadores y los batallones Machala y Alfaro No. 2  lograron mantener la supremacía sobre las tropas leales al gobernante interino Salazar.

Gracias a la victoria liberal en Machala se ratificó la jefatura suprema de Eloy Alfaro y de inmediato partieron  comisiones para traer a los proscritos, que por orden del Ejecutivo y sus seguidores fueron obligados a mantenerse en el Perú.

Manuel Serrano Renda también brilló en otras campañas en favor del liberalismo y se tornó en figura clave de sus ideales. Cayó asesinado el domingo 28 de enero de 1912 en Quito junto a Eloy Alfaro y otros personajes.

El Gran Guayaquil

Diseño

© Copyright 2009. Compañia Anónima EL UNIVERSO. Todos los derechos reservados.